"The Man of To-morrow's Lament" del escritor ruso Vladimir Nabokov y escrito desde la perspectiva de un Superman que lamenta no poder tener hijos con Lois Lane se publica por primera vez. Foto: Times Literary Supplement
La revista británica Times Literary Supplement publicó un n poema inédito del escritor ruso Vladimir Nabokov, que fue escrito desde la perspectiva de un Superman que lamenta no poder tener hijos con Lois Lane y que se titula "The Man of To-morrow's Lament".

Un poema inédito de Vladimir Nabokov, escrito desde la perspectiva de un Superman que lamenta no poder tener hijos con Lois Lane y que se titula "The Man of To-morrow's Lament", fue publicado por primera vez. 

La pieza del escritor estadounidense de origen ruso apareció esta semana en la revista británica Times Literary Supplement y en ella se mete en la piel del "hombre de acero" y se lo imagina caminando por un parque con Lois. 

En el paseo, Superman reflexiona sobre el hecho de que aunque está enamorado de ella, "el matrimonio sería un asesinato" por su parte, porque su eufemística "explosión de amor" la mataría.

Y aunque Lois sobreviviera, Nabokov se pregunta en el poema "qué monstruoso bebé, que derribaría al cirujano", saldría de esa unión. 

Nabokov, cuyo hijo era un apasionado seguidor de los cómics de Superman, envió el poema a un editor de poesía de la revista The New Yorker en junio de 1942, según cuenta el Times Literary Supplement, solo unos años después de haber llegado a EU desde una Francia ocupada por los nazis.

El experto Andrei Babikov explicó asimismo que Nabokov le confesó al editor que estaba teniendo "terribles dificultades con el uso de un idioma nuevo" para él y le preguntó si podía pagarle un "honorario lo más adecuado posible" a su "pasado ruso y agonías presentes". 

Sin embargo, el autor de "Lolita", obra que se publicó 13 años más tarde, fue rechazado por el entonces editor de The New Yorker, Charles Pearce, que opinó entonces que "muchos de sus lectores" no "entenderían bien" la pieza.

"Pearce no podría haber imaginado que la negativa del New Yorker de publicar quizá el primer poema sobre Superman significaría que el poema no se vería nunca en ninguna parte. Como tampoco pudo prever que su colaborador (...) se convertiría a finales de los años 50 en un escritor mundialmente famoso", asegura Babikov. 

El experto señala además que la inspiración del poema fue la portada del cómic de Superman número 16, que muestra a Clark Kent y a Lois Lane en un parque observando una estatua del "hombre de acero".

Babikov encontró la pieza en un archivo de la Biblioteca Beinecke de Manuscritos y de Libros Excepcionales de Yale, donde permaneció durante casi 80 años.