¿Cuarentena? Arriesgando su salud y la de sus clientes, decenas de vendedores se colocaron en las afueras del Panteón Santiago, donde cientos de saltillenses se arremoliban para comprar flores. HÉCTOR GARCÍA
Más de uno llevaba entre las manos un pastel o un arreglo floral, para regalarlo a la jefa de la casa

Una de las fechas más importantes para los mexicanos es la celebración del Día de las Madres. Ayer se demostró que ni la fase tres de una emergencia sanitaria detuvo a las personas para celebrar a sus mamás.

Al dar un recorrido por las principales colonias de Saltillo como la Antonio Cárdenas, Oceanía, Loma Alta o en el mismo Centro Histórico de la ciudad, se observó a decenas de ciudadano preparándose para el festejo.

Más de uno llevaba entre las manos un pastel o un arreglo floral, para regalarlo a la jefa de la casa.

Fueron precisamente las florerías que están a un costado del Panteón Santiago, uno de los más antiguos de la ciudad el que lució abarrotado de clientes quienes aprovecharon para comprar el detalle en plena cuarentena. El mismo aspecto lucieron las florerías de la calle Presidente Cárdenas, donde las filas eran enormes.

Tranquilidad. Los paseos públicos se vieron muy concurridos. HÉCTOR GARCÍA

Aunque en los puestos había algunos cartelones que llamaban a respetar la sana distancia, esto lógicamente no sucedía.

A pesar de que las autoridades municipales instalarían filtros para verificar la llegada de visitantes y regresarlos a casa, en este panteón en específico no existió ningún filtro.

Cementerios lucieron vacíos

Como medida emitida por las autoridades de salud a nivel nacional, se ordenó el cierre de los cementerios en todas las ciudades y en Saltillo no fue la excepción. 

Calle Victoria. Algunos comercios no esenciales abrieron sus puertas.HÉCTOR GARCÍA

Una de las tradiciones el 10 de mayo es visitar los cementerios para llevar arreglos florales o realizar actos religiosos en las tumbas de bisabuelas, abuelas y madres.

Las rejas permanecieron con candados y con el personal observando que nadie intentara entrar.

El Panteón Santo Cristo fue el que sí tuvo un filtro de la Policía Municipal cerca verificando el destino de quien circulaba por el bulevar Valdés Sánchez a la altura del camposanto.

Los floristas cercanos a este panteón no tenían tanta clientela debido a la vigilancia.

Christian Martínez

A los 25 años fundó su revista cultura independiente “La Negra Plata” proyecto ganador del PACM y C y publicó su primer libro literario a los 27, titulado “Crónica de un Salto”. Actualmente cubre las fuentes relacionadas con el Sistemas de Salud y sus variantes, las diversas manifestaciones religiosas que hay en la región  y el consumo de drogas entre la población. Lleva trabajando como reportero 3 años. Es licenciado en Letras Españolas y de Administración de Empresas por la Universidad Autónoma de Coahuila.