Alrededor de las 7:30 horas, Elizabeth Pérez Martínez, de 30 años, se percató de la visita de los ladrones.

Amantes de lo ajeno aprovecharon la calma de la madrugada para ingresar a un negocio en la Zona Centro, logrando llevarse la caja registradora, la cual contenía una fuerte suma en efectivo. 

Alrededor de las 7:30 horas, Elizabeth Pérez Martínez, de 30 años, encargada del local Farmacias Similares, ubicado sobre las calles Mariano Abasolo y Juan Antonio de la Fuente, se percató de la visita de los ladrones. 

Y es que, cuando llegó para abrir las puertas al público, se percató que la puerta metálica de protección se encontraba forzada y entreabierta, encontrando al interior del lugar un desorden generalizado. 

Llamó a los números de emergencia del 066, pensando que era inseguro entrar sola hasta la bodega, siendo auxiliada por elementos de la Policía Municipal a bordo de la Unidad 11209. 

En compañía de los uniformados, Elizabeth exploró todo el negocio, descubriendo que alguien había tomado la caja registradora, la cual contenía una cantidad aproximada de 14 mil 800 pesos en efectivo. 

Los agentes municipales tomaron nota minuciosamente de todo lo que les dijo la mujer, quien había cerrado la noche anterior, indicándole los pasos a seguir para poner su denuncia ante la unidad de Investigación de Robos de la Procuraduría General de Justicia del Estado (PGJE).