Archivo
Elementos de servicios periciales de la FGE colectaron evidencias en la escena del crimen

Elementos de la Unidad de Investigación de Robos acudieron ayer por la mañana a tomar conocimiento de un robo cometido en un negocio al norte de la ciudad, que dejó un cuantioso botín a los delincuentes.

Cerca de las 08:00 horas, las autoridades se presentaron hasta la calle Juan Navarro de la colonia Saltillo 400, donde se entrevistaron con las personas afectadas y propietarias de la cerrajería que fue robada.

De acuerdo a la información proporcionada por las autoridades ministeriales, el robo se habría cometido durante la madrugada, siendo descubierto hasta la mañana siguiente por las víctimas que iban a abrir puertas al público.

Los delincuentes se hicieron con una pantalla de 40 pulgadas, una bocina amplificadora, una tableta sin marca, dos teléfonos celulares de distintas marcas y modelos, así como dinero en efectivo que tomaron de la caja de seguridad.

Elementos de servicios periciales de la FGE colectaron evidencias en la escena del crimen, a fin de que los afectados presenten denuncia formal.

ZONA DE RIESGO
Esta semana, un negocio de Spa, ubicado en el mismo sector, fue golpeado por la delincuencia, logrando llevarse los responsables diversos objetos de valor, y se presume tendrían relación en este nuevo robo.