Foto: Especial
Demandan que cambio incentive a clase media a bajarse del automóvil y a utilizar el camión

Saltillo tardaría entre 2 y 3 sexenios en modernizar y realmente transformar el transporte público por las inercias que se arrastran de los últimos 15 años y que han generado un servicio concesionado “al borde del colapso”, señaló el especialista Onésimo Flores Dewey.

El urbanista saltillense aseguró que los intentos que se han hecho por controlar a los transportistas y ponerlos en regla fallaron como el proyecto del Saltibús que por “cifras alegres” dejó fuera las necesidades de la región con mayor crecimiento industrial.

En ese sentido, el doctor en Planeación Urbana recalcó la urgencia de modificar modelos actuales, pues a los pasajeros se les da la idea que es un servicio de subsistencia.

 “Le estamos comunicando al usuario y al transportista que queremos un sistema de transporte público para pobres, de subsistencia, porque sí lleva a la gente a chambear y cobra barato, pero que estamos dispuestos a aceptar que no tengan un buen seguro, que no renueven sus flotas, que no mejoren sus unidades o que no capaciten a sus conductores”, dijo.

El urbanista aseguró que un punto importante para transformar el transporte colectivo será acercar a la clase media para frenar el uso del automóvil y convencerlos, con servicio y rutas eficientes, a utilizar camiones como sucede en otras partes del mundo.

Flores Dewey participó  en el Foro “Perspectivas de Movilidad en la Región Sureste”, organizado por el Consejo para la Planeación Estratégica de Largo Plazo”.

ASEGURAN QUE VA 45% EN MEJORA DE UNIDADES

Al menos un 45 por ciento de avance ha reportado el Instituto Municipal de Transporte sobre la mejora de las unidades de transporte público, así como la capacitación de choferes de las rutas.

Según datos oficiales, ya se han revisado más de 250 camiones de los 550 que circulan y se ha capacitado a más de 300 de los 550 choferes que todos los días trabajan al menos 12 horas.

El director del IMT, Sigfrido Macías Pérez, puntualizó que el proyecto de modernización no se ha completado y lo único que se ha concretado es la creación de un fondo con el que se espera consolidar una bolsa de 8 millones de pesos otorgados por el Municipio, más un peso de cada tarifa general que cobran los más de 500 camiones.