Pero no se puede decir... Que será para bien o para "mal". La elecciòn no fue unánime, eso hace que algunos estén de acuerdo y otros no, con el nuevo dirigente del Tricolor, al que no dejarán trabajar al cien por "ciento", y en cuanto a la Secretaria General, ésta pertenece a grupos de la vieja guardia, que la manejarán a su antojo, y que a la larga perjudicarán al Partido, o a menos que no se deje manipular, y hagan la mejor mancuerna para sacar al "PRI" de la barranca.