PERO NO SE PUEDE DECIR...Que lo mismo les "sucederá" a sus funcionarios. Al recorrer las zonas "desbastadas" por el temblor, el Ejecutivo federal quedó bien parado, lo mismo Rosario Robles, -la consentida del sexenio-, que había sido "quemada", hace algunas horas, por el supuesto desvío de millones de pesos cuando estuvo al frente de la Sedesol, y ahora gracias al sorpresivo sismo, los dos podrán borrar la mala imagen que tienen "ante" la ¡Sociedad!.