Pero no se puede decir... Que esos tuvieron que "ampararse". Existen diversos funcionarios que siguen gozando de sueldos superiores al que devenga el Ejecutivo federal, y que la Cuarta Transformación no ha podido con ellos, porque tuvieron que echar mano de una suspensión definitiva, en contra de la Nueva Ley que dispone poner un hasta aquí a esos abusos salariales que para nada "desquitan" dichos elementos, que siempre han "vivido" del presupuesto.