Es necesario sumar a lo perdido en este año, al menos 500 mil empleos formales en 2021, cifra que ha sido promedio en otros sexenios, y para ello es importante el apoyo gubernamental.Especial
El Director del Centro de Estudios de Empleo Formal ve necesario el apoyo del gobierno

CDMX.- La recuperación de más de un millón de empleos perdidos a causa del impacto económico por COVID-19, se dará en 2022 y solo bajo la condición de mayores estímulos del gobierno para los empleadores, estimó Armado Leñero, presidente del Centro de Estudios para el Empleo Formal (CEEF).

En su opinión, es necesario sumar a lo perdido en este año, al menos 500 mil empleos formales en 2021, cifra que ha sido promedio en otros sexenios, y para ello es importante el apoyo gubernamental.

Para lograr la mejoría del mercado laboral, tras la pandemia, hay que considerar tres escenarios: subsidiar total o parcialmente las cuotas obrero-patronales; extender el salario de garantía para quienes pierdan el trabajo, y generar un plan de apoyo que incluya ayuda fiscal y asesoría en capital humano para los empresarios, afirmó Leñero.

Estos puntos han sido parte de las recomendaciones emitidas por instancias, como el Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social (Coneval), pero, en la práctica, las organizaciones no están recibiendo asistencia financiera, de gestión de personal o de administración fiscal “lo que resulta vital para no perder más empleos. Pero hoy cada empresa está gestionando sus planes para contener despidos, sin una ayuda formal y medible impulsada (por ) las autoridades”, dijo el presidente del CEEF.

“Las autoridades, en cambio, hablan de recuperación generando ocupaciones (dos millones), pero esta afirmación es una falacia”, agregó el director.