Foto: Archivo
El pasado martes se dijo que el retiro se daría de manera paulatina

A 15 días de instalado el cerco para custodiar el Congreso del Estado tras la protesta de la Coalición de Trabajadores de la Educación, ayer la corporación Fuerza Coahuila se retiró del palacio legislativo junto con la mayoría de las vallas que se colocaron alrededor del edificio. Sin embargo, aún está restringido el acceso por la puerta principal.

El pasado 25 de septiembre, maestros jubilados y pensionados tomaron el Congreso del Estado, pues los diputados locales no han dictaminado una reforma a la Ley del Servicio Médico. Esa misma noche fueron desalojados por elementos policiacos y se instalaron vallas alrededor del recinto legislativo, incluso se cerró la calle Carmen Aguirre.

Durante las últimas dos semanas, alrededor de 40 elementos de Fuerza Coahuila custodiaron el edificio y restringieron el acceso por todos los accesos. Solo los trabajadores del Congreso podían pasar, así como quien comprobara que acudía a realizar un trámite.

INICIA EL RETIRO

Ayer, a 15 días de instalarse el blindaje para impedir el acceso a los maestros, finalmente se retiraron los elementos de Fuerza Coahuila del Congreso del Estado y la mayoría de las vallas alrededor del recinto, con lo que se reabrió a la circulación la calle de Carmen Aguirre.

Sin embargo, se mantuvieron vallas para restringir el acceso por la puerta principal del palacio 
legislativo sobre la calle de Francisco Coss, por lo que después de retirarse los elementos policiacos, solamente se puede ingresar por la puerta trasera.