El jueves pasado el presidente de los Estados Unidos, Joe Biden, dio a conocer en una conferencia de prensa las órdenes ejecutivas que implementará para combatir la violencia generada por las armas de fuego.

El cine es un reflejo de la realidad del momento en que se vive, y así como hace unas semanas recomendamos en estos espacios el cortometraje documental nominado al Oscar “Una canción de amor para Latasha”, de Sophia Nahli Allison, sobre la tragedia de la vida real de la muerte de una adolescente afroamericana a principios de la década de los 90 en una tienda de conveniencia propiedad de una persona asiático-americana por la tensión racial que se vivía en aquel momento en Los Ángeles, hoy vamos a recomendar otro par de trabajos cinematográficos nominados también al Oscar a lo mejor en cine del 2020 que como aquel se encuentran disponibles en la plataforma de Netflix y que en el género de la animación también manejan de manera respectiva temas vigentes e incluyentes en diversidad.

El primero de ellos es el cortometraje animado “Si algo me pasa, los amo” (“If anything happens, I love you”), de la autoría de Michael Govier y Will McCormack, mismo que en tan solo 13 minutos llega a conmover hasta las lágrimas a través de imágenes una animación tradicional y sin diálogos donde vemos cómo una pareja vive separada bajo el mismo techo sufriendo por separado el dolor que comparten de haber perdido a su única hija en un incidente relacionado a las armas de fuego como los muchos que mencionábamos al inicio de este comentario han llevado al mandatario del vecino país del norte a tomar firmes cartas en el asunto para impedir este tipo de tragedias.

Por todo lo anterior, su guion minimalista pero contundente, y su sencilla pero hermosa animación, este cortometraje producido, entre otros, por la actriz ganadora del Oscar Laura Dern (por “Historia de un Matrimonio”, de Noah Baumbach) tiene grandes posibilidades en ganar la estatuilla dorada en la terna en la que se encuentra nominado.

Por su parte, aunque es muy difícil que pueda vencer a la gran favorita en ganar en el rubro al Mejor Largometraje de Animación del 2020 que es “Soul”, de Pete Docter y Kemp Powers, una digna nominada la segunda recomendación de cine en casa de este fin de semana “Más allá de la luna” (“Over the Moon”), que bajo la dirección de Glen Keane y John Kahrs nos acerca a otra historia de pérdidas, en su caso de la mamá de la protagonista, Fei Fei (con la voz de Cathy Ang), una niña que se esmera en construir una nave espacial que la lleve a la luna del título para encontrarse ahí con una mítica diosa de quien su madre le contaba historias con la intención de que la ayude a evitar que su padre formalice su relación con una potencial madrastra madre de un niño a quien lo menos quiere es como un hermano.

Escrita por Audrey Wells (a quien la película está dedicada por su muerte ya entrada la producción del filme), “Más allá de la luna” es un musical animado que si bien como ya lo comentamos  no llega a las alturas de “Soul”, como aquel tiene como uno de sus principales atractivos a una protagonista de una minoría étnica en Estados Unidos, en este caso asiática, que se caracteriza por valores y tradiciones que dan una imagen positiva muy necesaria sobre todo en estos tiempos de polarización en aquel país donde por el COVID esta comunidad ha sido blanco de ataques y discriminación.

Comentarios a: galindo.alfredo@gmail.com; Twitter @AlfredoGalindo