Orlando Sifuentes
El arquero saltillense está muy contento por conseguir su lugar en la selección tricolor que participará en el Mundial de Holanda y Juegos Panamericanos Lima 2019

En entrevista para VANGUARDIA, el experimentado arquero saltillense Ernesto Boardman compartió sus primeras reacciones tras conseguir una vez más su lugar en la selección nacional mayor de arco recurvo varonil, equipo que ya se estará poniendo a prueba en los próximos días.

Obviamente no fue fácil, fue un proceso selectivo cansado y pesado tanto física y emocionalmente, pero gracias a Dios se logró el primer objetivo del año".
Ernesto Boardman, arquero coahuilense.

“La verdad muy contento, cansado, obviamente emocionado; siempre es un orgullo y una emoción poder representar a mi país en eventos internacionales. Obviamente no fue fácil, fue un proceso selectivo cansado y pesado tanto física y emocionalmente, pero gracias a Dios se logró el primer objetivo del año”, dijo el arquero nacional refiriéndose a su próxima participación en el Mundial de Holanda y Juegos Panamericanos Lima 2019.

En medio de la felicidad Ernesto dedicó este logro, “A mi familia principalmente, ellos siempre han estado conmigo. Aquí estuvieron en el último filtro estos dos días sufriéndola conmigo, yo creo que más nervioso que yo. Sin ellos yo no podría estar donde estoy ahorita, todos mis triunfos son para ellos”.

Esta semana del 12 al 17 de marzo Ernesto accionará en el XLII Grand Prix Mexicano que se efectuará en Monterrey, Nuevo León, evento en el que ya se pondrá a prueba el recién conformado equipo varonil de arco recurvo.

Posterior a esto el arquero esperará el llamado a la primera concentración, mientras tanto seguirá con sus entrenamientos técnicos, gimnasio y con la doctora Marcela Martínez trabajando la parte mental.

Boardman dejó muy en claro que su gran objetivo es llegar a Juegos Olímpicos de Tokio 2020, consciente de que es un camino que se recorre paso a paso trabajando arduamente.