Especial
La mayoría de las empresas registró algún tipo de afectación, pero la mayor parte no recibió ayuda

En la presentación de Resultados de Impacto COVID-19 en la actividad económica y laboral que realizó el Inegi, se destaca que la mayoría de las empresas registró algún tipo de afectación, pero la mayor parte no recibió ayuda y en los viviendas durante abril, en 30.4% de ellas algún integrante perdió su empleo y en 65.1% disminuyeron los ingresos por la contingencia sanitaria.

La Encuesta Sobre el Impacto Económico Generado por el COVID-19 (ECOVID-IE) se aplicó a 4 mil 920 empresas grandes y MIPyMES del 7 de mayo al 12 de junio de 2020, la mayoría de ellas consideró que una de las políticas más necesarias para apoyarlas en esta pandemia, es el aplazamiento de pagos por servicios en un 47.0%, la transferencia de efectivo con 41.3% y el acceso a créditos nuevos con 41.0%.

PAROS, MÁS DE LA MITAD

Otras resultados indican que poco más de la mitad de las empresas instrumentaron paros técnicos o cierres temporales como medida de prevención. Por prioridad económica, las empresas consideradas como esenciales  y que llevaron a cabo paros técnicos o cierres temporales de 21 días o más, registraron 41.4%, y las no esenciales 50.5%.

El 93.2% de las empresas registró a menos algún tipo de afectación por la contingencia, en un 91.3% fue disminución de ingresos y le siguió baja demanda en 72.6%; la mayoría de las empresa priorizó el no despido de personal, por sobre la reducción de remuneraciones  y/o prestaciones con porcentajes a nivel nacional de 19.1% y 15.4%.

En abril el 60.2% de las empresas instrumentaron acciones operativas, pedidos a domicilio la estrategia más utilizada (45.0%).