Foto: Especial
Pese a las desconexiones de clientes, la baja en la venta de celulares y clientes que bajaron su consumo, América Móvil salvó el trimestre con un aumento de la utilidad neta de 40% a 20 mil 100 millones de pesos

Usuarios de prepago de celulares que por temor al contagio o por falta de recursos no salieron de casa a hacer recargas significó para América Móvil, entre marzo y junio, 4.6 millones de desconexiones de clientes móviles de prepago en sus diferentes mercados.

Los países con más clientes perdidos fueron en México con 1.7 millones, Perú y Centroamérica con 1 millón y cada uno de estos mercados y Ecuador con 476 mil, a lo que se sumó la decisión de clientes de pospago que ante la crisis cambiaron a un plan más económico y 500 mil que definitivamente salieron de la compañía en casi todos los mercados, excepto en Austria y Colombia, así como la suspensión de la venta de aparatos celulares por el cierre de los centros de servicio.

Los números de América Móvil también resintieron el cierre por las restricciones del confinamiento de pequeñas y medianas empresas que buscaron descontinuar el servicio o reducir su costo, aunque eso les significó disponer de servicios de datos más limitados.

Y en México su principal mercado se desconectaron suscriptores de prepago y de postpago, bajó su base de clientes y perdió de telefonía.

La compañía más valiosa del hombre más rico de México, Carlos Slim, perdió en total 5 millones de desconexiones y vio derrumbarse la venta de aparatos celulares 27%, pero salvó el trimestre con un ligero aumento de 0.6% de sus ingresos a 252 mil millones de pesos, una mejora de 3.3% en el flujo operativo a tipos de cambio constantes y un destacado aumento de la utilidad neta de 40% a 20 mil 100 millones de pesos.

El aumento en la utilidad neta se debió a una reducción en el costo integral de financiamiento, así como una fluctuación cambiaria a favor de la emisora por un monto de 796 mdp, dijo la casa de bolsa Monex.

En el balance de sus 11 mercados, la compañía cerró junio con 358.5 millones de líneas de accesos, conformados por 277.5 millones de suscriptores móviles y 81 millones de unidades generadoras de ingresos (UGIs) de línea fija (telefonía e internet fijo).

La compañía también reportó que agregó nuevos clientes en casi todos sus mercados, con excepción de Telekom Austria, entre ellos 450 mil nuevos accesos de banda ancha.

El balance en México, su principal mercado, no fue positivo, pues desconectaron 1.7 millones de suscriptores de prepago y 112 mil clientes de postpago en la plataforma móvil, lo que la compañía atribuyó a las restricciones de confinamiento y su impacto en la operación comercial, pero también su base de clientes bajó 1.9%, y aunque en el segmento de línea fija ganó 64 mil clientes de banda ancha, perdió 141 mil líneas de telefonía.

Sus ingresos en el país cayeron 14.2% respecto del segundo trimestre de 2019, a 62 mil 900 millones de pesos, debido sobre todo a una caída de 47.1% en los ingresos de equipos móviles, en tanto que el flujo operativo (EBITDA) totalizó 24 mil 400 millones de pesos, una disminución anual de 10.3%, pese a lo cual la compañía cerró el trimestre con un margen operativo de a 38.8%.

“Consideramos que el reporte de América Móvil resultó positivo, ya que presentó cifras superiores a lo estimado por el consenso a nivel de Ebitda, pese a la coyuntura de la pandemia del Covid-19. Hacia futuro, consideramos que la empresa podría continuar presentando retos derivado de las restricciones sociales a escala mundial, así como la pérdida de algunos suscriptores ante una menor expectativa de crecimiento económico”, señaló Monex.