Prevén lluvia de amparos para seguir operando. ARCHIVO
Hay inversiones por más de mil mdd en la entidad; ninguna compañía ha comunicado su cancelación

Los proyectos de energía sustentable para Coahuila, con inversiones por más de mil 100 millones de dólares, no han sido cancelados hasta la fecha, no obstante la aprobación de la reforma a la Ley de la Industria Eléctrica, a partir de la cual se prevé una lluvia de amparos, pues además producir energía limpia es parte del Tratado Comercial entre México, Estados Unidos y Canadá.

El secretario de Desarrollo Económico de Coahuila, Jaime Guerra Pérez, señaló que en el caso de Coahuila, en donde se produce energía fotovoltaica y eólica, es decir, con el sol y con el viento, ninguna de las empresas que habían manifestado o tenían planes de instalarse en la entidad, ha avisado de la cancelación de sus proyectos.

Sin embargo, el funcionario de Coahuila declaró que el estado de Tamaulipas ha dado a conocer que perdió 140 millones de dólares en inversiones de plantas de energía sustentable o verde.

El tema es parte de la agenda de la Alianza Federalista a través de los secretarios de Desarrollo Económico en las entidades, y la visión es que la aprobación de la reforma a la Ley de la Industria Eléctrica, para darle paso a la energía producida con combustibles fósiles, será objeto de amparos.

“Vamos a tener una reunión de los secretarios de Economía de la Alianza Federalista para ver cuál pudiera ser la afectación que pudiéramos llegar a tener. Tamaulipas ya avisó que tuvo pérdidas de 140 millones de dólares en inversiones”.

Guerra Pérez detalló que los amparos se van a desencadenar debido a que el Tratado de Libre Comercio entre México, Estados Unidos y Canadá, contempla el impulso de proyectos relacionados a las energías renovables.

“Es obvio que se van a amparar. El TMEC contempla que tienen que impulsarse las energías renovables. El Acuerdo de París, el cual México firmó para tomar una serie de medidas para regular el uso de combustibles fósiles para la generación de energía, son disposiciones internacionales que están a nivel de la Constitución, y bajo esas leyes tienen que darles el amparo a su favor”, explicó Guerra Pérez.

Mencionó que es una lástima que se apruebe una Ley en México y al día siguiente tenga en contra una serie de amparos.

“Las empresas que tenemos contempladas siguen adelante porque saben que no va a proceder esa Ley y se tienen que hacer modificaciones. Saben también que se debe ir dando gradualmente más energía limpia”, señaló.