Archivo
Piden revisar condiciones de salud de los ciudadanos del ejido Tenochtitlán

OCAMPO.- Debido a los derrames tóxicos que han ocurrido en los últimos años en el ejido Tenochtitlán del municipio de Ocampo, el Congreso del Estado pedirá a las autoridades ambientales a nivel estatal y federal que revisen las condiciones de salud que gozan los ciudadanos que viven en esa zona, y en caso de detectar irregularidades se corrijan a la brevedad.

La diputada Claudia Elisa Morales Salazar, del Partido Socialdemócrata de Coahuila, presentó una proposición con punto de acuerdo en el que señaló que los derrames que han ocurrido en la empresa minera canadiense “First Majestic”, han ocasionado daños ecológicos en la flora y fauna del municipio de Ocampo.

“Las autoridades competentes en la materia pusieron en marcha un plan de contingencia para contrarrestar los daños naturales causados por este problema; asimismo, se pretende resarcir los daños causados a los ejidatarios que fueron afectados”, aseguró la legisladora.

Señaló que aunque ya se empezaron a tomar las medidas necesarias para resarcir los daños inmediatos, comentó que la filtración del cianuro provoca la contaminación de la tierra y llega a los mantos acuíferos, lo que puede constituir un problema de salud grave para los pobladores de esa región.

“Las concentraciones altas de cianuro que se encuentran en algunos filtrados de vertederos y en la basura que se almacena en algunos sitios son tóxicas para los microorganismos del suelo. Debido a que estos microorganismos ya no pueden transformar el cianuro a otras formas químicas, el cianuro puede pasar a través del suelo hacia el agua subterránea y dañar personas, ecosistemas, su flora o fauna”, afirmó.

Por lo tanto, el punto de acuerdo aprobado por unanimidad consiste en pedirle a la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente en Coahuila y a la Secretaría de Salud que brinden atención a los pobladores del ejido Tenochtitlán, mientras que a la Secretaría del Medio Ambiente de Coahuila se le pedirá verificar que los procesos de la minera se den conforma a las normas.

“Es necesario que las autoridades ambientales, haciendo sinergia con las autoridades de salubridad, enfoquen y conjuguen esfuerzos a fin de que aseguren de manera eficiente que la salud pública del municipio de Ocampo se encuentre fuera de cualquier peligro”, concluyó.