Foto: Vanguardia
Policías las sorprenden vendiendo cerveza y estupefacientes; al ser detenidas golpean a una oficial
09:00 horas de ayer, tiempo en que se registró el incidente en la colonia Portal Cerritos

Saltillo.- Para detener las agresiones que sufría una oficial de Fuerza Coahuila, sus compañeros hicieron detonaciones al aire con las que lograron amedrentar a dos mujeres, las cuales fueron detenidas al ser sorprendidas vendiendo cerveza de forma clandestina y droga. 

Varios habían sido ya los reportes anónimos al 911 sobre la presencia de narcomenudistas en la calle San Carlos, de la colonia Postal Cerritos, por lo que elementos de Fuerza Coahuila patrullaban el lugar en busca de los sospechosos. 

Cerca de las 09:00 horas de ayer, las unidades cruzaban cerca del número 249, donde notaron que se realizaba una compraventa de bebidas embriagantes, por lo que fueron a investigar, pero la puerta les fue cerrada en la cara. 

En el interior del lugar se resguardaban dos mujeres, quienes empezaron a insultar a los oficiales, amenazándolos con que iban a llegar más personas que los pondrían en su lugar si no se retiraban de inmediato. 

Foto: Vanguardia
Foto: Vanguardia

Tras unos minutos, las mujeres finalmente salieron, pero sólo para enfrascarse en una riña con una de las uniformadas, a la que empezaron a atacar cuando ésta se disponía a esposarlas y llevarlas detenidas. 

Para calmar los ánimos, presuntamente los demás compañeros de la Policía hicieron algunas detonaciones al aire, logrando que las agresoras cesaran sus ataques, siendo sometidas y abordadas a las unidades. 

Sin embargo, cuando una de ellas era puesta en la cabina de una de las camionetas, tiró varios golpes y logró dañar la ventana de la patrulla, por lo que sumó a sus delitos los cargos de daños a propiedad estatal. 

Foto: Vanguardia

Al ser sometidas a una inspección corporal, a las mujeres se les encontraron tres bolsitas color negro que contenían polvo blanco, presuntamente cocaína, y una bolsa transparente con lo que se presume era metanfetamina o “cristal”. 

La oficial que fue atacada sólo resultó con rasguños en el rostro, pero nada de consideración, por lo que las dos sospechosas –de quienes no hay datos – fueron llevadas al Centro de Operaciones Estratégicas (COE) para ser investigadas.