In fraganti. El autor de esta fogata podría ser sancionado con hasta 100 mil pesos de multa. Cortesía
Gabriel Orsúa, director de Fomento Económico y Turismo, señaló que los campistas de Nuevo León se han convertido en un problema para la población, y además una amenaza para los bosques de Arteaga

Al menos un regio fue multado y una mujer quedó detenida durante el fin de semana, por encender fogatas en la zona boscosa de la Sierra de Arteaga y acampar invadiendo predios particulares.

Los acusados deberán pagar multas de hasta 100 mil pesos, como lo aprobó recientemente el Cabildo de esta ciudad, con una multa de hasta mil unidades de medida; aunque deberán esperar a que el juez calificador lo decida.

Elementos de la Policía Municipal atendieron una denuncia anónima de que varias familias acampaban y encendían fogatas poniendo en riesgo la zona conocida como “La Curva de Mesa de las Tablas”.

Gabriel Orsúa, director de Fomento Económico y Turismo, señaló que los campistas de Nuevo León se han convertido en un problema para la población, y además una amenaza para los bosques de Arteaga, pues desde hace meses ha migrado a Coahuila para acampar ante las restricciones en Nuevo León.

Sin embargo, están invadiendo predios particulares, que a petición de los dueños, fueron desalojados, “aunque a quienes les encontramos la fogata fueron sancionados”, agregó Orsúa.

“No queremos un incendio en tiempos de pandemia, los campistas ya no pueden justificarse con que no saben que está prohibido, porque las sanciones son elevadas y justas al anteponer la diversión o convivencia en familia, incluso su alimento por sobre el cuidado de la naturaleza”, expresó Gabriel.