El Simas publica semestralmente las evaluaciones de arsénico en los pozos y tanques que abastecen la ciudad de Torreón. Foto: Archivo
Al menos siete pozos y tres tanques que abastecen de agua a Torreón superan la Norma Oficial Mexicana (NOM) de arsénico en el agua y 84 rebasarían la Norma Internacional, según la evaluación del primer semestre del Simas

Siete pozos y tres tanques que abastecen de agua a Torreón superan la Norma Oficial Mexicana (NOM) de arsénico en el agua y 84 rebasarían la Norma Internacional, según la evaluación del primer semestre del Simas, recientemente publicada en la página de transparencia. 

La NOM permite hasta 0.025 miligramos de arsénico por litro de agua, mientras que la norma internacional permite hasta 0.010 miligramos de concentración de arsénico. 

Los 7 pozos que contienen arsénico por encima de la NOM son Calzada de los Pensadores y Cerrada San Rafael en el Fraccionamiento Residencial Los Fresnos, en Fraccionamiento Rincón La Merced, en Fraccionamiento San Agustín, en la Colonia Compresora, en Colonias Las Luisas, en Campo Nuevo Zaragoza y en Villas San Agustín; mientras que los tres tanques son El Fidel Velázquez, el tanque Industria en la Colonia Compresora y el tanque Rincón La Merced.

Únicamente 16 de 83 pozos que están en servicio y 5 de 32 tanques, estarían dentro de los estándares nacionales.

El pozo de Rincón La Merced es que tiene mayor concentración de arsénico, con 0.0455.en cuatro de los tiene pozos con arsénico mayor a la norma mexicana, existe un filtro anti arsénico en proceso de construcción, o como el caso del pozo del fraccionamiento Los Fresnos, fuera de servicio.

Asimismo, hay filtros que no han servido del todo, como el de Rovirosa Wade, donde la concentración de arsénico es superior a la norma internacional pese a tener instalado un filtro a nivel de pozo. Igualmente el de Fraccionamiento Lagos, el cual tiene concentración de 0.020 miligramos de arsénico o el de Ampliación Senderos con 0.015, ambos arriba del estándar internacional. 

El Simas publica semestralmente las evaluaciones de arsénico en los pozos y tanques que abastecen la ciudad de Torreón. 

Según especialistas, existe confianza que en próximos meses disminuya la norma y se equipare a normas internacionales, como recientemente se aplicó la disminución de microgramos de plomo en la sangre.