Foto: Archivo
De acuerdo con Héctor Gómez, residente de la Zona Centro, alrededor de las 22:30 horas del jueves, llegaron los desconocidos argumentando que en la vivienda, ubicada en la calle Pérez Treviño, les reportaron que había personas armadas e iban a meterse a la fuerza a

Un ciudadano llamó a VANGUARDIA, para denunciar a supuestos agentes del a Fiscalía General del Estado quienes intentaron ingresar a su casa de manera violenta.

De acuerdo con Héctor Gómez, residente de la Zona Centro, alrededor de las 22:30 horas del jueves, llegaron los desconocidos argumentando que en la vivienda, ubicada en la calle Pérez Treviño, les reportaron que había personas armadas e iban a meterse a la fuerza a 
buscarlos.

Cuando se les cuestionó sobre algún documento de la denuncia o una orden de cateo, éstos afirmaron no necesitar de ningún papel, que si ellos lo deseaban entraban a la fuerza; y según el quejoso así procedieron.

LOS NO IDENTIFICADOS
‘BUSCABAN ARMAS’ EN LA CASA

Las personas en ningún momento se identificaron como agentes de alguna corporación y uno de ellos intentó brincar el barandal trepándolo, a lo que uno de los hermanos del denunciante prefirió abrir la puerta y así demostrar que no había nada por esconder.

Según Héctor Gómez, una vez adentro de la vivienda los supuestos policías les exigieron que todos mostraran las identificaciones y a dichos documentos les tomaron fotografías, luego parecieron olvidar que buscaban armas, se fueron en un carro particular color guinda, el cual no traía insignias de alguna corporación policiaca.

FUNCIONARIA DE LA FISCALÍA, PRESUNTA DUEÑA DE PROPIEDAD

Héctor dijo que la casa está intestada y que hace unos días el nieto de la difunta dueña se presentó para declararse el dueño del predio, pero no mostró papeles ni nada que lo acreditara como tal, solo supieron que su nombre es Juan Arnulfo Flores González.

Flores González es hijo de Martha Alicia González, quién es empleada en la Fiscalía, así que sospecha que de ahí viene la orden.