Foto: Especial
Al respecto, el secretario de Salud, Roberto Bernal Gómez, explicó que haciendo uso de la tecnología se lleva a cabo un registro que permite conocer y compartir en tiempo real cada emergencia obstétrica que se presenta en cualquier parte del Estado y que está activo las 24 horas todo el año

Por medio de las distintas estrategias, la Secretaría de Salud se trabaja para disminuir las cifras de mortalidad materna en la entidad.

Al respecto, el secretario de Salud, Roberto Bernal Gómez, explicó que haciendo uso de la tecnología se lleva a cabo un registro que permite conocer y compartir en tiempo real cada emergencia obstétrica que se presenta en cualquier parte del Estado y que está activo las 24 horas todo el año.

En esta plataforma se comparten datos clínicos, expedientes, análisis clínicos y todo tipo de información sobre cada caso a fin de dar una atención resolutiva y oportuna a las pacientes y evitar complicaciones mayores.

“Por medio de una comunicación más cercana, hemos logrado resolver la mayoría de los casos que se presentan en la entidad y esto nos está permitiendo lograr contener, en primera instancia, la cifra de mujeres en riesgo de morir por una complicación durante el embarazo”, expuso Bernal Gómez.

Señaló que Coahuila se ubica por debajo de la media nacional respecto al número de casos.

En las distintas tareas sobre estas acciones son encabezadas por el Secretario de Salud e incluye a subsecretarios, directivos, directores de hospitales, jefes de jurisdicción, coordinadores médicos y demás personal de la Secretaría de Salud involucrado en la atención obstétrica.

Bernal Gómez sostuvo que estas acciones han permitido agilizar la referencia de casos a unidades resolutivas, además de lograr una sinergia de apoyo para atender a las pacientes con alto riesgo de muerte; “Trabajamos en optimizar los recursos materiales y humanos, además de la contribución a reducir la mortalidad”, dijo el titular de salud.

Agregó que por indicaciones de Riquelme Solís se han implementado otras estrategias como la capacitación al personal de todo el Estado en el manejo quirúrgico de emergencias obstétricas, la organización al momento que surge la urgencia, así como el surtido de insumos que permitan contener hemorragias, todo por el mismo objetivo, disminuir las muertes maternas.

QUÉ ES LA MUERTE MATERNA

La mortalidad materna o muerte materna es un término estadístico que describe la muerte de una mujer durante el embarazo, el parto o el posparto. El que un embarazo o parto desemboque en la muerte de la mujer refleja problemas estructurales, tanto de acceso al control de natalidad como de atención a la salud.

La Organización Mundial de la Salud define la defunción materna como «la muerte de una mujer mientras está embarazada o dentro de los 42 días siguientes a la terminación del embarazo, independiente de la duración y el sitio del embarazo, debida a cualquier causa relacionada con o agravada por el embarazo mismo o su atención, pero no por causas accidentales o incidentales.

Las cuatro causas principales son las hemorragias intensas (generalmente puerperales), las infecciones (septicemia en la mayoría de los casos), los trastornos hipertensivos del embarazo (generalmente eclampsia) y el parto obstruido.

Las complicaciones de un aborto peligroso son la causa de un 13% de esas muertes. Entre las causas indirectas (20%) se encuentran enfermedades que complican el embarazo o son agravadas por él, como el paludismo, la anemia, el VIH/Sida o las enfermedades cardiovasculares