Foto: Especial
Tardan meses o años y la mayoría son rechazados. Es muy difícil calificar para el asilo, señala la embajada estadunidense en una campaña disuasiva en redes sociales

El gobierno de Estados Unidos reconoce que con los protocolos de atención al migrante aplicados desde el pasado 29 de enero por la administración de Donald Trump, ahora los solicitantes de refugio que sean regresados a México para que esperen respuesta podrían estar aquí meses o años.

La embajada de Estados Unidos en nuestro país ha iniciado una campaña en redes sociales para disuadir a centroamericanos de llegar a su país a solicitar asilo: Es muy difícil calificar, advierte

Nueve de cada 10 peticiones son rechazadas por los jueces, difunde la oficina diplomática estadunidense.

Foto: Especial

En tanto, el gobierno de Trump, por conducto de los protocolos de atención al migrante publicados por el Departamento de Seguridad Nacional, pormenorizó que en octubre, noviembre y diciembre de 2018 identificó un promedio de 2 mil extranjeros indocumentados por día en su frontera sur.

“Si bien no es un récord histórico en términos de cifras generales, los incrementos registrados en tipos particulares de migrantes –como las unidades familiares– que viajan a la frontera y requieren una cantidad significativamente mayor de recursos (…) han abrumado el sistema de inmigración de Estados Unidos, lo que ha llevado a un mecanismo que permite a contrabandistas y traficantes de personas prosperar y deja a los extranjeros en el limbo durante años”, argumenta el país vecino.

Señala que esa es la causa principal de la acumulación de casi 800 mil casos en tribunales de inmigración.