Archivo
Con la línea morada operando, se dejarán de extraer miles de metros cúbicos de agua limpia que ahora podrá ser aprovechada por los ciudadanos ramosarizpenses

A ocho años de iniciado, el proyecto de la línea morada está a punto de ser concluido en su primera etapa y en breve empezará a dar servicio de agua tratada a 16 empresas de Ramos Arizpe, según declaró Jericó Abramo Masso, titular de la Secretaría de Vivienda y Ordenamiento Territorial.

El funcionario estatal dijo que, después de cuatro años de congelado el proyecto para llevar agua tratada a las empresas de la zona industrial de Ramos Arizpe, finalmente hace tres meses se retomó y en las próximas semanas se podrá empezar a surtir el agua.

“Vamos a terminar la obra de la primera etapa de la línea morada este año, un proyecto que tenía cuatro años abandonado, lo retomamos hace tres meses, está por conectarse la primera fase de la línea morada para darle servicio a 16 empresas de Ramos Arizpe”, señaló Abramo Masso.

 

Aunque no precisó una cifra, explicó que con la línea morada operando, se dejarán de extraer miles de metros cúbicos de agua limpia que ahora podrá ser aprovechada por los ciudadanos ramosarizpenses.

“Es agua limpia la que usan para sus procesos, ahora utilizarán agua tratada y serán ecológicamente responsables. Es una inversión de 3.6 millones de pesos para la terminación de la primera etapa, pero toda la infraestructura fueron como 50 millones de pesos”, indicó el funcionario estatal.

El proyecto de la línea morada surgió en el 2011, cuando Abramo Masso era alcalde de Saltillo. Se inició la construcción de la línea, sin embargo, diversos impedimentos provocaron la cancelación de la obra y por cuatro años permaneció congelada. Originalmente se pensaba que daría servicio a cerca de 200 empresas, sin embargo fueron menos de 20 las que mostraron interés.