Centro de mantenimiento (MRO) de Mexicana de Aviación | Foto: Milenio
Por unanimidad, los magistrados del Sexto Tribunal Colegiado en Materia Penal ratificaron el amparo otorgado a Gastón Azcárraga el 3 de septiembre de 2019 por el Tercer Tribunal Unitario en Materia Penal del Primer Circuito

Un Tribunal Colegiado otorgó un amparo al ex presidente del Consejo de Administración de Mexicana de Aviación, Gastón Azcárraga Andrade, medida que dejó temporalmente sin efecto la orden de aprehensión librada en su contra como probable responsable de delitos previstos en la Ley del Mercado de Valores.

Ahora, un Tribunal Unitario deberá dictar una nueva resolución donde debe valorar si los datos de prueba que en su momento ofreció el subprocurador jurídico de la Procuraduría General de la República, quien solicitó la cancelación de la orden, se presentaron antes o después del mandato de captura librado el 3 de octubre de 2014.

Por unanimidad, los magistrados del Sexto Tribunal Colegiado en Materia Penal ratificaron el amparo otorgado a Gastón Azcárraga el 3 de septiembre de 2019 por el Tercer Tribunal Unitario en Materia Penal del Primer Circuito, el cual dejó sin efecto la resolución del Segundo Tribunal Unitario, mismo que el 31 de enero del mismo año rechazó cancelar la orden de aprehensión.

La resolución confirmada por el Colegiado ordena al magistrado del Segundo Tribunal Unitario eliminar la interpretación que hizo de que los datos de prueba debían ser sometidos a control judicial para su respectiva valoración; con libertad de jurisdicción, de manera fundada y motivada, el magistrado tiene que resolver lo que considere en cuanto a la solicitud de cancelación de la orden, ajustándose a los requisitos que prevé el artículo 200 del Código Federal de Procedimientos Penales.

Azcárraga alegó que, en atención al principio de mayor beneficio jurídico, se debió concederle de fondo el amparo, para que se cancelara la orden de captura. Sin embargo, su argumentó fue calificado como infundado.

Durante la revisión del amparo, la Asociación Sindical de Pilotos Aviadores (ASPA) impugnó que el Tercer Tribunal haya amparado a Gastón Azcárraga “al estimar indebidamente que sólo es necesario la existencia de datos posteriores a la emisión de la orden de aprehensión para que el Ministerio Público, con acuerdo del Ministerio Público, pueda solicitar la cancelación de la orden de aprehensión”.

“Fue incorrecta la concesión del amparo, pues el derecho de defensa del imputado, implica necesariamente la comparecencia física del inculpado ante el Ministerio Público…si el inculpado no ha comparecido personalmente ante la autoridad ministerial ni judicial, como en el caso en concreto… no pueden ejercer esos derechos de defensa”, alegatos que también fueron declarados infundados.

De acuerdo con investigaciones de la PGR, Gastón Azcárraga no informó en tiempo y forma a la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV), la situación real por la que atravesaba Mexicana de Aviación meses antes de que se declarara en quiebra

Asimismo, la PGR detectó operaciones inusuales que derivaron en la quiebra de Mexicana de Aviación y que beneficiaron directamente al Grupo Posadas, del cual era director general Azcárraga Andrade.

Se constató que en diciembre de 2005, CINTRA vendió a Grupo Posadas el 95 por ciento de las acciones de Grupo Mexicana por 165.5 millones de dólares.

El mismo día de la compra, Grupo Posadas vendió el 65 por ciento de las acciones a personas físicas y a diversas empresas; dentro de las compañías que adquirieron de Grupo Posadas acciones de Grupo Mexicana se encontraba Administradora Profesional de Hoteles, subsidiaria de Grupo Posadas.