Disponen. La industria automotriz deberá disminuir hasta en un 35% las emisiones de dióxido de carbono de sus vehículos. / Especial
El acuerdo fija 2021 como fecha de referencia para la reducción del CO2 de los vehículos ligeros.

LUXEMBURGO, LUX.- Los países de la Unión Europea (UE) fijaron en un 35 por ciento el recorte de las emisiones de CO2 que quieren exigir a la industria automotriz para los nuevos autos y camionetas a partir de 2030, nivel que eleva la propuesta inicial del 30 por ciento de la Comisión Europea (CE) pero limita la ambición del 40 por ciento que reclama la Eurocámara.

El acuerdo, que se alcanzó tras una extensa negociación de los ministros de Medioambiente de los Veintiocho reunidos en consejo en Luxemburgo, fija 2021 como fecha de referencia para la reducción del CO2 de los vehículos ligeros.

Contempla también una cláusula de revisión en 2024 sobre los niveles exigidos para 2030 y también de los niveles que se pedirán para 2035 y 2045, en función del desarrollo tecnológico alcanzado.

El largo debate ministerial en un consejo que en total duró casi 14 horas, se produjo un día después de que se dieran a conocer los resultados del nuevo informe del Grupo Intergubernamental de Expertos en Cambio Climático (IPCC, por sus siglas en inglés).

Ese estudio, muy presente en las intervenciones de los ministros de la UE, destaca la importancia de limitar la subida de temperaturas a 1.5 grados centígrados a final de siglo, tarea muy urgente y que requiere “cambios sin precedentes” a nivel social y global para evitar una mayor extinción de especies o reducir la subida del nivel del mar.

Países como Luxemburgo, Holanda o Bélgica, consideraron que Europa tiene que estar a la cabeza en la transición del motor de combustión hacia vehículos eléctricos e híbridos.