Foto: Especial
El expediente del sospechoso, detenido tras ser identificado con un video y una foto, muestra procesamientos por «robo, intento de asesinato, extorsión y violación». Autoridades creen que Alves Pereira ponchó deliberadamente la llanta para luego ofrecerle ayuda

Brasil.- A diario crímenes horribles son cometidos contra mujeres, tristemente esto pasa alrededor del mundo y va en aumento.

Recientemente se dio a conocer que en el estado de Sao Paulo , Brasil, una joven universitaria fue secuestrada y posteriormente asesinada luego de solicitar ayudar para arreglar la llanta de su automóvil.

Foto: Especial

De acuerdo con información de medios locales, Mariana Bazza de 19 años desapareció el martes tras salir de un gimnasio. Al día siguiente a 60 kilómetros de ahí su cuerpo fue encontrado amordazado en una plantación.

Grabaciones de una cámara de vigilancia ubicada fuera del gimnasio muestra a un hombre recostado junto al carro minutos antes que la joven saliera.

Foto: Especial

En imágenes posteriores se ve al mismo individuo hablando con Bazza antes que la joven condujera a un garaje aledaño.

Una vez en el sitio, la chica le envió una fotografía a su novio en la que se aprecia al sujeto intentado arreglar el problema con el neumático. Fue lo último que supieron de ella sus allegados.

Con esa imagen las autoridades localizaron al sujeto, se llama Rodrigo Alves Pereira y tiene 37 años.

Los oficiales sospechan que Alves Pereira ponchó deliberadamente la llanta para luego ofrecerle ayuda. El expediente del sospechoso muestra procesamientos por «robo, intento de asesinato, extorsión y violación», y detalla que el hombre salió de la cárcel aproximadamente hace un mes.

Una vez en custodia, el sospechoso confesó tanto la autoría del crimen como el sitio donde se encontraba el cadáver, pero después negó su confesión ante un juez.

Se dictó prisión preventiva contra Alves Pereira a la espera de los resultados de la autopsia.