El 54% de los estadounidenses cree que el sistema de gobierno requiere grandes cambios, y el 12% opina que es necesario reemplazarlo totalmente, de acuerdo con una encuesta difundida hoy. Foto: EFE
Unl sondeo de la Facultad Harris de Políticas Públicas de la Universidad de Chicago junto con AP y el NORC Center for Public Affairs Research, el 61% de los demócratas y el 52% de los republicanos están a favor de introducir grandes cambios.

El 54% de los estadounidenses cree que el sistema de gobierno requiere grandes cambios, y el 12% opina que es necesario reemplazarlo totalmente, de acuerdo con una encuesta difundida hoy.

Según el sondeo de la Facultad Harris de Políticas Públicas de la Universidad de Chicago junto con The Associated Press y el NORC Center for Public Affairs Research, el 61% de los demócratas y el 52% de los republicanos están a favor de introducir grandes cambios.

Uno de cada 10, tanto demócratas como republicanos, quieren un cambio total de sistema, proporción que se eleva al doble entre los independientes.

Uno de cada 10, tanto demócratas como republicanos, quieren un cambio total de sistema, proporción que se eleva al doble entre los independientes. Foto: AP

La encuesta AP-NORC encontró un fuerte vínculo entre la insatisfacción con el sistema de gobierno y las inquietudes relativas a las medidas de gobierno. Preguntó a los encuestados sobre el desempeño del gobierno en una serie de asuntos e incluso si debería intervenir en ellos. Los que más critican el desempeño del gobierno son a la vez los mayores deseosos de cambios: el 65% dice que desea grandes cambios y el 18% aboga por un sistema de gobierno completamente distinto.

En cambio, entre los más satisfechos con el desempeño del gobierno en esos asuntos, el 48% dice que quiere grandes cambios en el sistema y el 8% una reforma total.

Entre los afroestadounidenses es mayor la proporción de los que piensan que el sistema debe ser reemplazado en comparación con los blancos, 24% a 10%, mientras que entre los blancos el 36% piensan que el sistema requiere pocos o ningún cambio, comparado con el 19% de los negros.

Los votantes furiosos porque el Partido Republicano ganó la presidencia en 2016 a pesar de perder el voto popular explican en parte por qué los candidatos presidenciales demócratas impulsan cambios estructurales tales como la abolición del Colegio Electoral y el agregado de puestos en la Corte Suprema para privar a los republicanos de la mayoría que impidió el nombramiento de un juez por el presidente Barack Obama.

El 65% dice que desea grandes cambios y el 18% aboga por un sistema de gobierno completamente distinto. Foto: Reuters

Según la encuesta, tres de cada 10 ciudadanos sostienen que el gobierno no puede funcionar bien, quienquiera que sea el elegido: esa posición es más común entre los republicanos (38%) que entre los demócratas (16%).

La encuesta AP-NORC de 1.003 adultos se realizó del 14 al 18 de marzo con una muestra probabilística tomada del panel AmeriSpeak de NORC, diseñado para ser representativo de la población estadounidense. El margen de error es de más o menos 4.2 puntos porcentuales.

Los encuestados fueron escogidos al azar con métodos de muestreo basados en sus direcciones y entrevistados luego online o por teléfono.