Foto: Especial
El jefe de la Jurisdicción Sanitaria dijo que cuando el INM les entrega para revisión a los migrantes, se les realiza un examen médico clínico y una consulta interdisciplinaria

Hermilo Rodríguez, jefe de la Jurisdicción Sanitaria I en Piedras Negras, detalló que en la última semana atendieron a 457 migrantes que fueron canalizados por el Instituto Nacional de Migración (INM), pese a una disminución en los albergues de la ciudad.

Rodríguez detalló que la mayoría eran hondureños y entre ellos había varios menores de edad y cuatro mujeres embarazadas. Mencionó que también tuvieron casos de connacionales repatriados aunque fue en menor medida.

El jefe de la Jurisdicción Sanitaria dijo que cuando el INM les entrega para revisión a los migrantes, se les realiza un examen médico clínico y una consulta interdisciplinaria.

Entre los principales problemas de salud que presentan, son deshidratación, problemas en los pies, picaduras, casos de fracturas. En el caso de las embarazadas, comentó que se llevan por protocolo al hospital.