Cambiar la sociedad desde la educación a través del arte; este es el objetivo de la asociación mexicana ConArte. Foto Arcivo
La tarea de ConArte es educar en nuevos valores y mejorar la convivencia a través de actividades como la danza o la música.
Madrid, España.- Cambiar la sociedad desde la educación a través del arte. Este es el objetivo de la asociación mexicana ConArte, que llega a España bajo el nombre de ConArte Internacional para "tender puentes" y continuar su labor de hacer de las artes una herramienta de formación en la etapa escolar.

Así, la plataforma ConArte Internacional nace con la intención de establecer un diálogo entre ambos países "a través de la sociedad civil", afirmó Enrique Vargas, subdirector de la división de asuntos culturales de la Secretaría General Iberoamericana, en una rueda de prensa.

ConArte Internacional tendrá su sede en Gerona (noreste de España), donde el 4 de diciembre se celebrará un encuentro que contará con la participación de la asociación, y en el que se debatirá el papel de las artes en la educación.

La sociedad civil es el pilar fundamental de la asociación, que desde su creación en México en 2006 se dedica a fomentar la formación artística en las etapas de educación básica de las escuelas públicas.

Es una fórmula que sigue el concepto de "educación por el arte", distinguiéndose así de la enseñanza enfocada exclusivamente a aquellos que quieran dedicarse al arte de forma profesional.

Sin embargo, la tarea de ConArte es educar en nuevos valores y mejorar la convivencia a través de actividades como la danza o la música.

Además, las primeras iniciativas de ConArte Internacional estarán centradas en la "formación de formadores", con el objetivo de que los profesores aprendan nuevas formas metodológicas con las que transmitir conocimiento a sus alumnos de una manera diferente.

Asimismo, gracias al trabajo de la plataforma, la exposición "Años luz", de la artista visual Eugènia Balcells, viajará a México, donde hay niños que ya se preparan para recibirla. La obra de la artista catalana dará pie al estudio la relación entre el arte y la tecnología.

Unas iniciativas que, esperan, irán creciendo poco a poco. "Es un camino a largo plazo, pero con acciones puntuales e inmediatas", aseguró Lucina Jiménez, directora de ConArte, en la esperanza de que la asociación tenga una respuesta positiva en España, al igual que ha sucedido en México.

Desde ConArte, destacó Jiménez, insisten en que la educación artística es un "derecho cultural", que se encuentra en el marco de un conjunto de derechos que normalmente "son menos debatidos y defendidos", ya que los ciudadanos no están tan concienciados de que los tienen.

Esto se refleja en el sistema escolar, generado, en opinión de la directora, en la creencia de que su objetivo es "crear fuerza de trabajo", cuando en realidad, cuando hablamos de escuelas, deberíamos preguntarnos "qué estamos haciendo en la construcción de la sociedad".