Washington, EU.- El contrabando ilegal a China e Irán de tecnología de misiles estadounidenses, componentes de cazas y de equipamiento para guerras aumentó en el último año, según destacó hoy el Departamento de Justicia de Estados Unidos.
En un comunicado difundido hoy, el citado departamento señala que la semana pasada, dos hombres de Utah (EU) fueron detenidos por vender ilegalmente componentes para cazas F-4 y F-14 a través de internet a compradores canadienses.

Irán es el único país que sigue utilizando el F-14, según recordó el Departamento de Justicia de Estados Unidos.

La semana anterior dos ingenieros fueron acusados en San Jose (California) de robar chips de ordenador diseñados para China.

Estos casos, señaló la nota, forman parte de lo que el Gobierno estadounidense denomina el aumento de exportaciones internacionales de equipos y material sensible que "puede ser peligroso si acaba en manos de terroristas o naciones enemigas de EU".

"El concepto de que hay terroristas, criminales y naciones deshonestas consiguiendo armas y tecnología restringida es escalofriante", indicó la secretaria adjunta del de Departamento de Seguridad Nacional, Julie Myers.

A su vez, apuntó que el contrabando "es uno de los casos más complejos y que más tiempo quitan a las fuerzas de seguridad".

El Departamento de Justicia indicó que el Gobierno tomará una serie de iniciativas para ayudar frenar dicho contrabando, entre ellas la creación de fuerzas especiales o la formación especial de fiscales anti-contrabando.