Así lo asegura un equipo de investigadores de la Universidad de Florida (EU) dirigido por Jianjun Yin, que ha llegado a esta conclusión después de analizar una serie de escenarios para el futuro que contemplan distintos grados de emisión de gases de efecto invernadero.
Londres, Inglaterra.- La costa noreste de EU, en especial la ciudad de Nueva York, es una de las zonas más vulnerables ante el calentamiento global y donde el nivel del mar podría aumentar entre 36 y 51 centímetros en los próximos 90 años, según un estudio que publica hoy la edición digital de la revista "Nature Geoscience".

Así lo asegura un equipo de investigadores de la Universidad de Florida (EU) dirigido por Jianjun Yin, que ha llegado a esta conclusión después de analizar una serie de escenarios para el futuro que contemplan distintos grados de emisión de gases de efecto invernadero.

La identificación de la costa este estadounidense, en concreto de la Gran Manzana, como una de las zonas que se verán más afectadas por el cambio climático se debe a la ralentización de las corrientes marinas en el Atlántico Norte.

Este hecho supondría por sí solo un aumento del nivel del mar entre 15 y 23 centímetros, casi la mitad del incremento previsto en total.

Así, el mar ganará en Nueva York el doble de terreno a la tierra que en el resto del mundo.

Durante los últimos años y en especial en los últimos meses, los científicos han reiterado su preocupación por el veloz aumento del nivel del mar y han alertado de que, aunque los Estados lograsen frenar la emisión de gases contaminantes, el mar irá "comiéndose" a la tierra cada vez más rápido durante el presente siglo.

Además, los expertos han logrado establecer una relación directa entre el hielo en los polos y la profundidad de los océanos.

En este sentido, un reciente estudio de la Universidad de Oregón (EU) sostiene que el calentamiento global podría causar el colapso del manto de hielo en la Antártida occidental e inundaciones en las costas de América del Norte y en las naciones del Océano Indico.