Notimex/El Universal
El secretario de Salud, José Angel Córdova Villalobos, aseguró que el sector farmacéutico es prioritario, en virtud de que genera bienes de primera necesidad para la población.
Ciudad de México.- El titular de la Secretaría de Salud (Ssa), José Angel Córdova, afirmó que al eliminar el requisito de planta para la comercialización de medicamentos en México se lograrán mejores precios en su compra, lo que beneficia a más de 25 millones de personas que viven en pobreza.

Ante representantes de la industria farmacéutica, en Puerto Vallarta, Jalisco, Córdova Villalobos aseguró que este sector es prioritario, en virtud de que genera bienes de primera necesidad para la población, según un comunicado de la Ssa. "La mayor eficacia de las medicinas ha propiciado un aumento del costo, con implicaciones en el gasto en salud y dificultad de acceso a los consumidores que carecen de capacidad de pago o de seguridad social, como todavía ocurre con 25 millones de mexicanos", expresó.

Añadió que ante esa situación, el gobierno federal tomó la determinación de eliminar el requisito de planta ya que México es de los pocos países que exigía tener una planta o laboratorio para la importación de medicamentos e insumos para la salud.

Al clausurar el Coloquio Estratégico de la Industria Farmacéutica 2008-2012, efectuado en Puerto Vallarta, el titular de la Ssa recordó que la industria tiene hasta el 24 de febrero de 2010 para hacer la renovación de los registros de medicamentos.

Exhortó a este sector a acelerar el proceso, para facilitar la tarea y evitar que se convierta en una carga, dado que no se contempla la posibilidad de prórroga en el registro de los medicamentos genéricos.

Subrayó que una de las acciones para que un gobierno esté en posibilidad de cumplir con su responsabilidad de salud hacia la sociedad consiste en contar con una legislación moderna, actualizada y dinámica, que dé sustento a la producción, distribución, comercialización y dispensación de los medicamentos, en un marco de ética y de transparencia.

Informó que se ha avanzado en la validación de los procesos de buenas prácticas de fabricación mediante acuerdos de colaboración con agencias internacionales y está en marcha la selección y capacitación de verificadores profesionales.

Lo anterior, añadió, a fin de iniciar las supervisiones de laboratorio, tarea que se hace con todo cuidado y en el menor tiempo posible, con el apoyo estricto de la Secretaría de Hacienda.

Contar con una industria farmacéutica competitiva que realice investigación repercute en beneficios directos a la salud, como formación de expertos, cooperación entre centros de atención y de investigación, fuentes de información sistematizadas y el acceso de los pacientes a terapias innovadoras con mayor perspectiva de éxito.