Notimex
Monterrey, Nuevo León.- Un policía preventivo resultó lesionado luego de que sujetos desconocidos dispararon esta madrugada contra el domicilio del secretario de Seguridad Pública de San Nicolás de los Garza, Camilo Ramírez Puente, informó la PGJE.
Dijo que los hechos ocurrieron alrededor de las 2:00 horas en el domicilio ubicado en la calle Delta 189, colonia Viejo Roble, en San Nicolás de los Garza, cuando los ocupantes de una automóvil Bora, color negro, de reciente modelo dispararon en varias ocasiones.

Indicó que el policía lesionado fue identificado como Fernando Solís Ocaña, de 27 años, quien presenta al menos tres impactos de bala en una de las piernas, fue auxiliado por socorristas de Servicio Médicos de Emergencia San Nicolás y trasladado a un hospital de esta ciudad.

Los primeros reportes señalan que los pistoleros llegaron al domicilio y comenzaron a disparar, por lo que los policías municipales que resguardaban el lugar corrieron para refugiarse en unas caballerizas de la Policía Municipal, ubicadas a unos 100 metros del domicilio.

En la pared del inmueble se aprecian al menos 10 impactos de bala, uno de ellos penetró al domicilio por la venta de la cochera, y hasta el momento se desconoce si en el lugar se encontraba el funcionario.

En el lugar peritos de la Procuraduría General de Justicia del Estado (PGJE) encontraron al menos dos casquillos percutidos calibre .223, en tanto agentes de la Policía Ministerial del Estado (PME) iniciaron las investigaciones para dar con el paradero de los agresores.

Horas antes otro policía preventivo de San Nicolás de los Garza, identificado como Francisco Maldonado Rodríguez, resultó lesionado luego de que varios sujetos le dispararon con rifles AR-15 en calles de la colonia Vicente Guerrero.

De acuerdo con las investigaciones, Maldonado Rodríguez fue atacado a balazos cuando circulaba a bordo de la patrulla 296 por la calle Ixtla, acompañado de un subcomandante de la corporación que resultó ileso.

El policía municipal resultó con una herida de bala en el brazo derecho que no pone en riesgo su vida y fue atendido por los cuerpos de socorro que lo trasladaron a un hospital local para su atención médica.

Las autoridades presumen que el ataque fue perpetrado por los sujetos que viajaban en el automóvil Bora, color negro, que horas después rafaguearon el domicilio donde presuntamente se encontraba el jefe policiaco.

El ataque a los dos policías preventivos ocurre luego de que Ramírez Puente solicitó mayor protección debido a que recibió amenazas por parte de delincuentes.

El municipio conurbado de San Nicolás de los Garza se ha visto azotado por diversos ilícitos relacionados con la delincuencia organizada, como robos masivos de vehículos nuevos de dos agencias automotrices y el asalto a un hotel y a una terminal de camiones urbano, de donde se llevaron la caja fuerte.