Agencias
México.- No hay mañana para los Medias Rojas de Boston, que hoy por la noche saldrán obligados a conseguir la victoria ante los Indios de Cleveland en la Serie de Campeonato de la Liga Americana.
Los Medias Rojas saltan al terreno del "Jacobs Field" con desventaja de 1-3 y requieren por lo menos una victoria para obligar el regreso a Boston, donde también estarían forzados a ganar en los dos partidos, en caso de ser necesarios.

En este aspecto, las estadísticas en la historia no les favorecen mucho, ya que el equipo con ventaja de 3-1 ha ganado la serie en cinco juegos en 34 ocasiones, mientras que los equipos en desventaja de 1-3 han logrado levantarse y llevarse la serie en siete partidos en sólo cuatro veces.

No hace mucho que Medias Rojas cinceló la proeza de levantarse de un 0-3 en la Serie de Campeonato ante los Yanquis. Fue en 2004 cuando se impusieron 4-3, para luego barrer también a los Cardenales, en la Serie Mundial.

Y los Medias Rojas buscan emular la hazaña, que no será fácil, pues enfrente tienen a un equipo de Cleveland, que también viene dispuesto a llegar al Clásico de Otoño contra los Rockies de Colorado.

"Ases" del pitcheo

Tocará al diestro Josh Beckett mantener en la pelea a la novena bostoniana, mientras que la Tribu tratará de aniquilar a su rival con el gigante C.C. Sabathia.

Beckett ya le ganó el duelo monticular a Sabathia durante el primer juego de la serie en Boston y en aquella ocasión, los Medias Rojas se impusieron 10-3.

Beckett lanzó seis innings, con cuatro hits, entre ellos un jonrón, dos carreras, y ponchó a siete de los 22 enemigos que encaró.

Sabathia, a su vez, tuvo una fugaz aparición de cuatro entradas y un tercio, en las que lo castigaron con siete hits y ocho carreras. Fue presa del descontrol al conceder cinco bases por bolas.

Ahora, Sabathia tiene a la mano el desquite en el quinto juego y buscará meter a los Indios a la Serie Mundial, en la cual participaron la última vez en 1997 y perdieron ante los Marlins.

Así que luce brumoso el panorama para Josh Beckett y los Medias Rojas, pues los Indios buscarán evitar el regreso de la Serie de Campeonato a la ciudad de Boston, y adjudicarse el gallardete de la Liga Americana en el "Jacobs Field", ante su afición.