México.- Felipe Calderón, admitió este lunes que le hubiera gustado avanzar mucho más en la lucha contra el narcotráfico al cumplir un año al frente del gobierno, cuya medida más notoria fue el lanzamiento de una vasta ofensiva para detener al crimen organizado.
"A pesar de haber habido logros, me hubiese gustado avanzar muchísimo más en el combate al crimen organizado", dijo Calderón en una rueda de prensa en la residencia de Los Pinos, al evaluar sus primeros 12 meses de mandato, que se cumplieron el sábado.

El mandatario mexicano dijo que la lucha contra el narcotráfico "tomará su tiempo, y eso lo he advertido constantemente, pero siempre habrá mucho más por hacer".

A poco de asumir el poder, el 1 de diciembre de 2006, el presidente mexicano puso en marcha un amplio operativo con miles de policías y militares para detener la creciente influencia del crimen organizado, aunque la violencia no ha decrecido y, según un recuento de la prensa, unas 2.500 personas han sido ejecutadas en lo que va de 2007.

Entre los logros, el gobierno decomisó en octubre pasado un cargamento de 23,5 toneladas de cocaína, el mayor en la historia del país, y días antes otro de 11 toneladas.