Londres.- El defensa portugués del Chelsea, Ricardo Carvalho, reconoció que "no sabía" todavía si jugaría en el club londinense la próxima temporada, y pidió a sus compañeros, ganar la final de Liga de Campeones, el miércoles, ya que podría ser su "último partido" juntos.
"No sé todavía si voy a quedarme, incluso aunque tenga contrato. Nos conocemos desde hace cierto tiempo y nos gusta estar juntos. Hay que intentar ganar este último partido. Es importante", indicó el luso.

Carvalho, que cumplirá 30 años el domingo, llegó al Chelsea en 2004, de la mano de su compatriota y ex entrenador, José Mourinho, al que está muy unido.