Notimex
México.- La lideresa nacional del PRI, Beatriz Paredes Rangel, reconoció que tras la actitud depresiva del priismo por la derrota de 2006, resurgió el ánimo ganador para cerrar 2007 con un balance electoral positivo.
Luego de celebrar el avance en los comicios de Michoacán y Tlaxcala, y el triunfo contundente en Puebla y Tamaulipas, la presidenta del Partido Revolucionario Institucional (PRI) rechazó tajante que su instituto haya lanzado "narcocandidatos" en ese último estado.

"Eso fue un esfuerzo desesperado de algunos comités municipales del PAN, al ver que las encuestas no le favorecían, que empezaron una guerra sucia, que tan no tenía fundamento que fue rechazada por la población", aseveró en entrevista radiofónica.

Atribuyó la racha ganadora de su partido en 2007 a la elección de candidatos genuinamente representativos de cada zona, a propuestas realistas y a un trabajo sistemático y organizado.

Admitió que además no han estado enfrascados en disputas internas, el ánimo del priismo es de victoria y la actitud depresiva que había afectado por la derrota de 2006 se ha logrado superar.

Paredes Rangel, quien reconoció que ha mantenido un perfil bajo, porque no busca protagonismos, advirtió que también se cuidó en no caer en "dedazos" o "influyentismo" para la selección de los candidatos.

Destacó que los abanderados priistas a lo largo de los procesos electorales de este año mantuvieron una actitud propositiva y no cayeron en la provocación de lo que llamó la "guerra sucia" que ejercieron otros partidos.

Aclaró que no se vanagloria por los éxitos electorales de este año, sino que se seguirá trabajando para una mayor eficacia en lo interno y en lo electoral en todo el país.

En ese sentido, dijo que su partido "no andaba de parranda, pero sí de animo caído" por los resultados de la elección presidencial, pero ahora el priismo tiene un espíritu ganador para recuperar la confianza ciudadana.

Paredes Rangel refirió que la evaluación del PRI en los comicios del domingo es positivo, porque se logró una victoria importante en Tamaulipas y Puebla, además que en Michoacán se logró el triunfo en 55 municipios, incluyendo la capital, mientras que el obtuvo PAN 18 y el PRD 32.

En Tlaxcala se ganó la capital del estado y se obtuvo un crecimiento importante en término de votación; el balance general de 14 elecciones del año es satisfactorio, ubica al PRI como la primera fuerza política del país, puntualizó.