Notimex
El creador de `El Pianista`, fue detenido por la justicia suiza el 26 de septiembre de 2009 debido a una solicitud de extradición del gobierno estadunidense.
Ginebra, Suiza.- El Ministerio de Justicia suizo `dará a conocer muy pronto` la posible extradición a Estados Unidos del cineasta Roman Polanski detenido en Zúrich el 26 de septiembre de 2009 y trasladado bajo arresto domiciliario a Gstaad en noviembre.

Luego de que la víspera el diario suizo-alemán SonnstagsZeitung, informó que próximamente se anunciaría la decisión sobre la suerte del realizador de `Chinatown`, el servicio de prensa del departamento de justicia confirmó las versiones, pero declinó dar una fecha precisa.

Desde noviembre pasado cuando Polanski fue trasladado a su chalet bajo arresto domiciliario en la estación alpina de Gstaad, las autoridades helvéticas señalaron que se tomarían `unas cuantas semanas para decidir la extradición de Polanski a Estados Unidos`.

El creador de `El Pianista`, fue detenido por la justicia suiza el 26 de septiembre de 2009 debido a una solicitud de extradición del gobierno estadunidense debido a que Polanski huyó de California hace 30 años antes de escuchar la sentencia en un juicio en su contra por abuso sexual a una joven de 13 años.

En una carta publicada en mayo Polanski rompió el silencio y declaró que `es verdad, hace 33 años, me declaré culpable y cumplí una pena en la prisión para delicuentes comunes de Chino (California) que en teoría debía cubrir toda mi condena`.

`Cuando salí de allí, el juez cambió de opinión y dijo que con el tiempo que había permanecido encerrado no había satisfecho por completo la condena; ese cambio brusco fue la razón de que me marchara de Estados Unidos`, explicó el realizador de `El escritor fantasma`, su último filme, al que le diera los últimos toques en la cárcel.

Según Polanski, el caso estuvo `dormido` durante 30 años hasta que llegó una cineasta que quería hacer un documental y que obtuvo testimonios de las personas involucradas, `sin que yo tuviera nada que ver con ello`.

`El documental dejaba claro que yo me había ido de Estados Unidos porque no recibí un trato equitativo`, afirmó y pidió que se le trate como a todas las personas ya que `como todo el mundo he tenido mis dramas y mis alegrías y no voy a pedirles que se compadezcan por mi suerte`, indicó.

El cineasta dedujo que ese documental titulado `Querido y Deseado` de Maria Zenovich `desencadenó las ansias de venganza de las autoridades judiciales de Los Angeles, que se sintieron atacadas, por lo que pidieron mi extradición a Suiza, un país que visito regularmente desde hace 30 años sin que nunca nadie me molestara`.