París, Francia.- El presidente venezolano Hugo Chávez declaró el martes que el mandatario colombiano Alvaro Uribe está dispuesto a reunirse con las FARC si los rebeldes liberan a un grupo de secuestrados primero.
Chávez se reunió en París con el presidente Nicolas Sarkozy para dialogar con sobre los esfuerzos para lograr la liberación de los secuestrados en Colombia, entre ellos la colombiana-francesa Ingrid Betancourt.

Posteriormente viajó a Lisboa, en una escala más de su gira que lo llevará finalmente a La Habana.

En la capital portuguesa preveía reunirse con el primer ministro Jose Socrates y firmar un nuevo convenio, dijo Chávez, por el cual ``Venezuela va a comenzar enviar petróleo a Portugal y Galp (empresa petrolera portuguesa) va a ir a la faja del Orinoco a producir petróleo... convertir a Venezuela en un seguro proveedor de petróleo a Portugal''.

En una conferencia en París, Chávez expresó que Uribe le había dicho que estaba dispuesto a dialogar con líderes de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia si primero la organización rebelde libera a un grupo de secuestrados sin condición alguna.

``Uribe dijo esto con la condición de que (las FARC) libere unilateralmente a un grupo de rehenes... si la guerrilla libera un primer grupo, como un gesto de buena voluntad, entonces me dijo, yo iría a instalar una mesa de encuentro con (el líder guerrillero Manuel) Marulanda'', indicó.

Chávez aseguró que Uribe le comentó que ``si Marulanda libera un primer grupo de rehenes, entonces yo iría al Caguán (una región de Colombia) a instalar en una zona de encuentro una mesa de diálogo, incluso el presidente Uribe agregó que él estaba dispuesto a ir... el presidente Uribe ha dicho que estaría dispuesto a ir allá al Caguán a hablar con Marulanda ... es un gesto de coraje, es un gesto que enaltece al presidente Uribe, porque refleja la voluntad de buscar una solución''.

Sin embargo, el lunes, el comisionado de paz de Colombia, Luis Carlos Restrepo, dijo sólo que Uribe estaría dispuesto a reunirse con Marulanda si las FARC liberan centenares de prisioneros y si entre ellos estaba la ex candidata presidencial Ingrid Betancourt y tres contratistas de defensa norteamericanos.

Chávez también dijo que los rebeldes colombianos prometieron ofrecer para fin de año pruebas de que Betancourt sigue viva.

``Aún cuando no trajimos la prueba de vida de Ingrid ... sí traemos el compromiso de Marulanda, de que las pruebas de vida van a a llegar antes de fin de año... y las esperaremos, y las haremos públicas tan pronto lleguen'', aseguró Chávez.

La madre de Betancourt, Yolanda Pulecio, dijo que eran ``muy buenas noticias'' las declaraciones de Chávez en el sentido de que su hija estaba viva. Ella y otros familiares de Betancourt se reunieron con Sarkozy y Chávez el mes pasado.

Pero la hija de Betancourt, Melanie Delloye, se mostró más cautelosa.

``El presidente Chávez nos asegura que mamá está viva. El está seguro de eso. Pero sin embargo, necesitamos pruebas de que mamá está viva'', señaló. ``Marulanda, el jefe de las FARC, lo prometió. Esperamos ahora que mantenga su promesa''.

Chávez indicó también que ``una de las cosas positivas que hemos traído es la posibilidad de la reunión de este servidor (Chávez) con Manuel Marulanda, porque ese fue un tema en el que insistió el emisario de Marulanda ... en la conversación de Santiago de Chile, (con Uribe)''. Añadió el presidente venezolano que el emisario del jefe guerrillero colombiano ``accedió a colocar la reunión Chávez-Marulanda en el terreno ya no de lo imposible, sino de lo posible''.