El Gobierno de China confirmó hoy su ausencia de una reunión internacional sobre el conflicto nuclear iraní en Berlín que había sido organizada por Estados Unidos
El Gobierno de China confirmó hoy su ausencia de una reunión internacional sobre el conflicto nuclear iraní en Berlín que había sido organizada por Estados Unidos, medida que, según fuentes diplomáticas, es una represalia por la concesión al Dalai Lama de una condecoración del Congreso estadounidense.

"China no acudirá a las conversaciones por cuestiones técnicas" , aseguró hoy en rueda de prensa el portavoz del Ministerio de Asuntos Exteriores chino, Liu Jianchao, aunque llama la atención el hecho de que la reunión estuviese prevista para mañana, el mismo día en el que el Dalai Lama recibirá la Medalla de Oro del Congreso.

En otra pregunta al portavoz, reiteró que la concesión de la medalla al líder religioso tibetano, en presencia del presidente estadounidense, George W. Bush, "dañará gravemente las relaciones entre Estados Unidos y China" .

A ello se debe añadir el hecho de que la reunión fuera a celebrarse mañana en Berlín, la ciudad donde la canciller alemana, Angela Merkel, recibió a finales de septiembre al Dalai Lama, algo que también fue criticado con dureza por Pekín.

El Gobierno de Pekín informó esta semana de que China también ha cancelado un diálogo bilateral con Alemania sobre derechos humanos previsto para el próximo diciembre.

Respecto a las conversaciones sobre Irán, Liu dejó la puerta abierta a la posible participación de China en el diálogo, y añadió que a tal fin Pekín y Washington mantienen contactos.

También destacó que la posición de China "sigue siendo la misma" con respecto al programa nuclear iraní (apoya que sea suspendido, pese a que en un principio fue reticente a la imposición de sanciones internacionales) .

Estados Unidos y China, aunque fuertemente enfrentados en cuestiones comerciales y de derechos humanos, cooperan diplomáticamente para resolver tanto el conflicto en torno al programa nuclear iraní como al norcoreano.

Respecto a las negociaciones sobre Corea del Norte, que parecen ir por buen camino, la prensa china también ha señalado la posibilidad de que el negociador chino, Wu Bangguo, cancele una visita a Estados Unidos, un extremo que no ha sido confirmado por Pekín y que también sería visto como una respuesta a la condecoración del Dalai Lama.

China considera al Dalai Lama, premio Nobel de la Paz 1989, un "independentista disfrazado de monje" que busca romper la unidad de la República Popular.

Los independentistas tibetanos condenan la represión de China a la religión y la cultura tibetana, y la colonización de esa antaño aislada región de las montañas por parte de chinos de la mayoría Han.