El año pasado fue el más letal para la prensa en México. Foto: Archivo Vanguardia
Notimex
Con la muerte de Juan Francisco Rodríguez Ríos suman cuatro comunicadores ultimados en este año; exigen garantizar condiciones para el trabajo periodístico
CIUDAD DE MÉXICO. La Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) reprobó que en nuestro país el ejercicio periodístico deba desarrollarse bajo la amenaza de violencia y de las balas.

El organismo nacional, que preside Raúl Plascencia Villanueva, detalló que los periodistas deben contar con todas las garantías para su ejercicio profesional sin amenazas ni agresiones.

En un comunicado, explicó que con el homicidio del corresponsal de El Sol de Acapulco, en Coyuca de Benítez, Guerrero, Juan Francisco Rodríguez Ríos, la CNDH consideró que resulta inadmisible la impunidad en agresiones a periodistas.

Por lo que exigió que la autoridad agilice las investigaciones, detenga y castigue a los responsables.

Del año 2000 a la fecha la CNDH tiene registrados 61 homicidios de periodistas relacionados con el ejercicio de su profesión: cuatro en el 2000, cuatro en el 2001, tres en el 2002 y uno en el 2003.

También cinco en el 2004, cuatro en el 2005, 10 en el 2006, cuatro en el 2007, 10 en el 2008, 12 en el 2009 y cuatro en lo que va del presente año.