Reporta Conagua 3 presas de Coahuila en niveles bajos

Coahuila
/ 23 septiembre 2021

La situación es crítica y pone en peligro los planes de riego agrícola en la entidad.

Tres presas de Coahuila se encuentran en bajos niveles de almacenamiento de agua, debido a la falta de lluvias en la Cuenca del Río Bravo, que abastece a estas estructuras hidráulicas en el norte del estado.

La situación es crítica y pone en peligro los planes de riego agrícola en la entidad, sobre todo porque está por concluir el mes que estadísticamente registra más precipitaciones pluviales en el año, de acuerdo con fuentes de Conagua.

Se trató de las presas La Amistad, ubicada en Acuña, que registró el 35.32 por ciento de su capacidad; La Fragua, en Jiménez, con el 31.62 por ciento; y la Venustiano Carranza, en Juárez, con el 22.81 por ciento, según el Informe Diario de las Presas de Almacenamiento de la Conagua, actualizado el 23 de septiembre.

Lo ideal sería que presentaran niveles superiores al 70 por ciento, como sí lo reportaron las presas El Centenario y San Miguel, ambas localizadas en Jiménez, con el 71.21 y 87.20 por ciento respectivamente.

Estas dos presas no dependen de la Cuenca del Río Bravo, sino que son llenadas por medio de manantiales y tienen líquido todo el año, aclaró el organismo regulador de las aguas en México.

En el caso de La Amistad, esta comparte su embalse con Estados Unidos y principalmente destina su agua al Distrito de Riego 25, ubicado en Tamaulipas, aunque también abastece comunidades coahuilenses en el norte de la entidad.

Si las lluvias que alimentan la Cuenca del Río Bravo no aumentan, fuentes de Conagua estimaron que esto afectaría los planes de riego, ya sea que no haya o que se implementen restricciones; y aclararon que sí habrá agua para uso público urbano.

La mayoría de las presas en México presentó niveles altos de almacenamiento de agua, superiores al 70 por ciento, gracias a las lluvias que alimentan las cuencas; incluso ya hubo desbordamientos de ríos, como ocurrió en Tula, Hidalgo, con consecuencias trágicas.

En cambio, la Cuenca del Río Bravo es la más baja del país, lo que impacta directamente en el nivel de agua de las presas en Coahuila, Chihuahua, Nuevo León y Tamaulipas.