Lucía Teissier
"José Saramago, el pensador escéptico y crítico acerbo, quien alzó la voz contra las injusticias, la Iglesia y los grandes poderes económicos, falleció a los 87 años en su residencia en Tías, en la isla de Lanzarote, en el archipiélago de las Canarias, España. El autor portugués y Premio Nobel de Literatura 1998 murió a las 12:30 horas a causa de un fallo multiorgánico tras una larga enfermedad, aunque hasta el final de sus días se mantuvo activo", indicó la Fundación Saramago en su página de internet.
"José Saramago, el pensador escéptico y crítico acerbo, quien alzó la voz contra las injusticias, la Iglesia y los grandes poderes económicos, falleció a los 87 años en su residencia en Tías, en la isla de Lanzarote, en el archipiélago de las Canarias, España. El autor portugués y Premio Nobel de Literatura 1998 murió a las 12:30 horas a causa de un fallo multiorgánico tras una larga enfermedad, aunque hasta el final de sus días se mantuvo activo", indicó la Fundación Saramago en su página de internet.

" El escritor murió acompañado de su familia, despidiéndose de una forma serena y plácida" añadió el comunicado.

Saramago, quien vivía con su segunda esposa, la traductora y periodista Pilar del Río, logró combinar la ficción con una dura crítica política.

"Estamos todos hundidos en la mierda del mundo y no se puede ser optimista. El que es optimista, o es estúpido o egoísta o insensible o millonario", dijo en el 2008 al presentar "Las Pequeñas Memorias", donde recuerda su infancia y pubertad.

Un avión militar salió el sábado con los restos de Saramago hacia Lisboa, donde se instalaría una capilla ardiente en el Ayuntamiento. Sus restos fueron velados en la biblioteca de Tías. Sus restos incinerados.

"José Saramago sentía un gran amor por México, por su historia y sus problemas", dijo el escritor mexicano Carlos Fuentes. "Era muy sincero, afectuoso y activo en su relación con México, a donde le gustaba mucho ir. Era un gran amigo de nuestro país y se comprometía con las causas mexicanas".

Desde su casa en Londres, Fuentes señaló que Saramago fue un escritor muy productivo. "( Escribía) con gran alegría y mucha rabia. Saramago era un hombre muy enojado, tenía mucha furia en él. Y qué bueno que se enojaba contra los hijos de p.".

"Saramago fue una conciencia vigilante, un tipo de intelectual que ahora es muy escaso, el intelectual que asume no sólo su obligación de creador literario, sino también una especie de responsabilidad ética frente a todas las las grandes causas de la humanidad.", dijo José Miguel Varas.

El Premio Nacional de Literatura 2006 de Chile resaltó la independencia del Nobel portugués, quien tras militar en el Partido Comunista se convirtió en un crítico del socialismo real. Saramago nació el 16 de noviembre de 1922 en Azinhaga, Portugal. Sus padres fueron los campesinos José de Sousa y María da Piedade. El también poeta se desarrolló en medio de la marginación, lo que marcó su tendencia teórico-política.

Por un apodo a la familia paterna, "Jaramago", planta silvestre portuguesa, fue registrado por error como Saramago, omitiendo su apellido real. Tras mudarse a Lisboa, el autor ingresó a la escuela industrial a los 12 años. Aunque la pobreza truncó sus estudios, fue un gran autodidacta.

En 1944, ya casado con Ilda Reis, Saramago publicó su primera novela, "Tierra de Pecado ", con poco éxito. Tres años después escribió "Claraboya ", sin que fuera editado.

El autor decidió no escribir más en 30 años. "Supongo que llegué a la conclusión de que no tenía nada que contar", dijo en cierta ocasión sobre aquel periodo.