El chileno Manuel Pellegrini, entrenador del Real Madrid, destacó hoy la "profesionalidad" del portugués Cristiano Ronaldo y respaldó al holandés Wesley Sneijder, a quien consideró un jugador que "le viene muy bien al plantel"
Madrid.- Tras el entrenamiento de hoy con sus jugadores Pellegrini destacó la ilusión del equipo por lograr grandes triunfos a lo largo del proceso que inicia, y mostró su confianza en el actual planteal del equipo blanco. Así, por ejemplo, desmitificó los rumores acerca de la soberbia de Cristiano Ronaldo.

"Cristiano Ronaldo es normal, no tiene pose de estrella. Tengo que decir que es el primero en llegar a los entrenamientos. Además, una cosa es la imagen que se da de él y otra es la realidad. Se ha integrado muy bien al equipo", expresó el ex técnico del Villarreal.

Pellegrini destacó que el 27 de julio "sería una buena fecha para tener definido el equipo", e hizo mención a los miembros del plantel que caminan sobre la cuerda floja, debido a su potencial condición de transferibles.

"Hay margen para trabajar en todos los aspectos. Las salidas dependen de los jugadores que puedan llegar. Esperamos estructurar el plantel lo antes posible y equivocarme lo menos posible", agregó.

En tanto, defendió al mediapunta Sneijder, quien había sido catalogado en los últimos días como uno de los futbolistas con un destino fuera del equipo.

"Sneijder es un jugador muy bueno de la plantilla del Real Madrid. Viene muy bien para el juego del equipo e intentaremos que se quede con nosotros".

De tal manera, aclaró que tiene en mente las incorporaciones de "dos jugadores para el centro del campo y un lateral" y decidió moderar el entusiasmo en cuanto a la búsqueda del fichaje de Xabi Alonso, del Liverpool.

"Alonso es un gran jugador y se adaptaría muy bien, pero no es imprescindible porque nadie lo es", sentenció el chileno.

El Real Madrid viajará mañana a las 9:30 de la mañana hacia Dublin, donde el martes comenzará con el exigente trabajo físico de la pretemporada. Allí chocará con el Shamrock Rovers el 20 de julio, en el que será el primer amistoso de la "era Pellegrini".