Aracely Chantaka
Monterrey, Nuevo León.- Como un documento que da un giro a la historia de México y pone al descubierto la complicidad corrupta entre Gobierno y medios de comunicación para callar 20 años de los sucesos más trágicos en nuestra nación, eso es "La otra guerra secreta. Los archivos prohibidos de la prensa y el poder".
El periodista Jacinto Rodríguez Murgía realizó una exhaustiva investigación de cinco años y dio con muchos de los archivos no clasificados del antiguo gobierno priísta que ponen al descubierto, entre otros asuntos, cómo se fraguó la matanza del 68 y el silencio cómplice de los medios de comunicación.

El escrito fue presentado por el autor en la Feria Internacional del Libro Monterrey 2007, en compañía de sus colegas José Luis Esquivel y Diego Osorno.

Rodríguez Murgía, quien ha trabajado en diversos medios de comunicación nacional y siempre ha sido un agudo investigador, mencionó que de entrada al conocer el contenido del libro, se siente vergüenza.

Relató que cuando se fue topando con toda esa información, que documenta "una serie de etapas de un México que creía que no existía", experimentó una serie de emociones encontradas.

Indicó que más que un libro que documenta la corrupción de la prensa da una nueva visión; información inédita sobre 20 años de movimientos sociales, de una confrontación social de las más grandes de la segunda mitad del siglo 20.

Arroja luz sobre el movimiento del 68, el de médicos, el de ferrocarrileros y los vuelos de la muerte, que ahora se sabe se realizaban en el estado de Guerrero, en la década de los 70's.

Dijo que todos esos son asuntos no resueltos y los medios de comunicación de la época cooperaron en la medida en que se permitió el vacío de información.

"Sin esa información es un México en donde no pasó nada", afirmó el especialista en temas sobre movimientos sociales y la Guerra Sucia en México.

Mencionó que por su contenido "La Otra Guerra Secreta..." es un libro difícil que no ha encontrado mucho espacio en los medios de comunicación, pero que ya le está siendo solicitado por muchas universidades de Europa.

"Esta información da un giro a la historia de México. Son dos décadas del país en que se fue construyendo un gran silencio", remarcó el periodista.

Por su parte, uno de los presentadores, José Luis Esquivel señaló que el libro no es la verdad de Jacinto, sino una investigación que servirá para poner en alerta a las nuevas generaciones.

Afirmó que también otorga luz sobre una de las épocas más oscuras del país y para los medios de comunicación.

Especificó que Rodríguez Murgía, quien siempre se ha destacado por su labor periodística de investigación, dio con estos archivos no clasificados y de ahí extrajo toda la información.

"Son los testimonios y voces del mismo poder político que gobernó a México", indicó.

Añadió que la documentación se encontraba en unas cajas que Mario Moya Plasencia, el segundo a bordo de Luis Echeverría Alvárez, no tiró, no rompió, ni escondió por despecho porque en su momento no fue nombrado candidato a la presidencia del país.

"Y entonces dijo que se ching...", expresó.

En resumen, especificó, que el libro condensa 20 años de una "dictadura perfecta", como le llamó, Mario Vargas Llosa, que dejó heridos, desaparecidos, viudas y huérfanos.