Con una película muy original, de corte experimental, el hijo del renombrado director de cine mexicano Alfonso Cuarón, Jonás, de 24 años, debutó este viernes en el festival de Cine de Venecia.
Venecia, Italia.- Presentada como evento especial en la Semana de la Crítica, una sección paralela del festival a cargo del sindicato de críticos cinematográficos, la cinta, que lleva el título "Año uña", fue escrita, dirigida, co-producida y montada por el joven cineasta, formado en Bellas Artes en Nueva York.

El nuevo realizador mexicano se inspira en la vida de los adolescentes, tal como su padre -autor del exitoso "Y tu mamá también" (2001)- y se limita a emplear una cámara fotográfica y una computadora para lograr su película, la cual fue aplaudida por el público veneciano.

"Me costó sólo ocho mil dólares", contó el novel cineasta, quien explora nuevos lenguajes y cuenta con sólo fotografías y diálogos externos una historia tierna, por momentos divertida, que gira alrededor del verano de un adolescente de clase media, Diego, que se enamora de Molly, una joven 'gringa' de 21 años que está de paso por Ciudad de México.

"Es un experimento del que estoy muy orgulloso", admitió Cuarón, quien llegó a Venecia acompañado por su padre, quien intervino indirectamente en la cinta como coproductor a través de Frida Torresblanco.

"Nos mostró la película cuando ya la había terminado. Me gustó mucho, así que decidí participar en la post-producción", contó Torresblanco, directora desde el 2001 de la compañía de Alfonso Cuarón.

La productora aportó 160.000 dólares para trasferir la cinta a 35 milímetros y elaborar el sonido, a cargo de Martín Hernández, reconocido experto, quien da voz a las imágenes.

La película, una suerte de 'fotonovela' moderna, será presentada también en los festivales de Helsinki, San Sebastián, Salónica y Nueva York y está compuesta por más de 3.000 fotografías que Cuarón tomó durante un año entero.

Dividida por capítulos marcados por las estaciones: verano, otoño, invierno y primavera, inicialmente narrada en blanco y negro, se va llenando de color y nitidez a medida que se acerca al presente.

"Las fotografías son reales y la historia imaginaria", advierte al inicio el autor, quien se inspiró en el mítico filme de ciencia ficción "La jeteé" del francés Chris Marker, considerado un filme emblemático por su estilo de ruptura.

"Conozco el filme de Marker, es la razón por la cual realicé el filme", declaró Cuarón.

La cinta, que deberá circular en internet, es interpretada por Mateo García, Eireann Harper y Mariana Elizondo, y resulta un experimento interesante, inclusive para los actores.

"Habla de nosotros y representar a Diego era como representarme a mí mismo y es difícil representarse a sí mismo si uno no se conoce", aseguró García.

Cuarón presentó también un corto dedicado al libro "Disaster Economy" de Naomi Klein, autora del libro "No logo" sobre el capitalismo.