Notimex
La ALDF decidirá la próxima semana si apoya al jefe del Gobierno del Distrito Federal, Marcelo Ebrard, en su intención de promover una controversia constitucional contra la Reforma Fiscal, adelantó el diputado local José Morúa Jasso.
México.- En entrevista, el presidente de la Comisión de Presupuesto y Cuenta Pública de la Asamblea Legislativa del Distrito Federal (ALDF) indicó que para ello citarán a comparecer el próximo miércoles al secretario de Finanzas del gobierno capitalino, Mario Delgado.

Destacó que a esa reunión de trabajo con el funcionario se invitará a los integrantes de la Comisión de Gobierno de ese órgano, integrada por todos los coordinadores de los grupos legislativos, a fin de que ahí se tome una decisión al respecto.

No obstante sostuvo que a título personal es partidario de que no se resuelva ese asunto por la vía de la confrontación con el Congreso de la Unión mediante la promoción de recursos ante la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN).

"Personalmente soy partidario de que se busquen alternativas por la vía del cabildeo y la negociación y no de un enfrentamiento con el Congreso de la Unión", puntualizó.

También mencionó que ya tienen la confirmación de que las finanzas del Distrito Federal se verán afectadas por las modificaciones a las reglas de operación de la Ley de Coordinación Fiscal, ya que el diputado federal de su partido, Juan Guerra, les entregó el análisis que se realizó en esa instancia legislativa.

Recordó que en ese ordenamiento se combinan los criterios de población con el incentivo a los que más recaudación presentan a razón de 45 por ciento de población, 45 por recaudación y 10 por ciento compensatorio, con lo que se beneficiaba a los estados más pobres.

"En este momento, con la Reforma Fiscal, el criterio es de 90 por ciento población y 10 por ciento compensatorio por lo que los más beneficiados son los que más crecen como el estado de México a pesar de que tienen poca eficiencia recaudatoria", detalló.

Expuso que el Distrito Federal sería el más afectado ya que perdería 9 mil millones de pesos en los próximos cinco años por concepto del fondo general de participaciones, aunque se compensaría 6 mil millones de pesos del impuesto a la gasolina, por lo que la pérdida real ascendería a tres mil millones de pesos.

Precisó que no sólo esta ciudad se vería afectada por estas modificaciones ya que alrededor de 20 estados también sufrirían tal pérdida, siendo Jalisco, Veracruz, Guanajuato y el estado de México las entidades más beneficiadas.