El Universal
Claudia Sánchez Juárez pidió a la dependencia federal que investigue como presuntos agresores a habitantes del Barrio de Salazar, perteneciente al municipio de Lerma, en el estado de México
Una legisladora federal panista presentó una denuncia de hechos ante la Procuraduría General de la República (PGR), por las agresiones y amenazas de muerte que sufrió el lunes pasado, por parte de pobladores de una comunidad del Estado de México, en el marco de un conflicto agrario de tierras comunales.


La diputada Claudia Sánchez Juárez pidió a la dependencia federal que investigue como presuntos agresores a habitantes del Barrio de Salazar, perteneciente al municipio de Lerma, así como a los policías locales quienes presenciaron los hechos -ocurridos el 12 de mayo pasado-, pero que no intervinieron a pesar de que los pobladores usaron machetes y armas de fuego.


El incidente ocurrió en la comunidad de San Mateo Atarasquillo, también ubicado en el municipio de Lerma, cuando la legisladora realizaba un recorrido por la zona, como mediadora en un conflicto entre los habitantes de esa población y del Barrio Salazar.


Los habitantes se disputan la tenencia y regularización del paraje conocido como "El Puerto", ya que Cutberto Vilchis García, como líder de los residentes del Barrio Salazar, promovió un amparo contra una resolución presidencial que dotó de 217 hectáreas de tierra a los pobladores de Atarasquillo.


En medio de este conflicto, Sánchez Juárez denunció que el lunes pasado, durante una visita a la zona, en un lugar conocido como "La Cima" ubicado a un costado de la carretera Salazar-Cañada de Alférez se presentó un grupo de entre 100 y 150 personas.


Detalló en su denuncia de hechos que los pobladores encabezados por Cutberto Vilchis García, Víctor Fernández Becerril, Germán Rojas Nava y Antonio González Colín portaban machetes, palos, azadones y armas de fuego que incluso dispararon en varias ocasiones, para obligar a la diputada y a sus acompañantes a abandonar el lugar, pues de lo contrario le costaría la vida.