Notimex
Demandan intervención de PGR para esclarecer los casos
México.- Representantes de Organizaciones No Gubernamentales revelaron la existencia de 24 casos de menores desaparecidos de albergues de tres entidades del país controlados por la congregación Iglesia Cristiana Restaurada.

En conferencia de prensa el director de la Red de los Derechos de la Infancia en México, Gerardo Sauri Suárez, detalló que se trata de niños que se encontraban en los albergues Casitas del Sur, en el Distrito Federal; La Casita de Cancún, en Quintana Roo; y CAIFAC, en Nuevo León.

Denunció la presunta "incompetencia" de las autoridades locales para esclarecer esos casos, e hizo un exhorto a la Subprocuraduría de Investigación Especializada en Delincuencia Organizada (SIEDO) para que atraiga las indagatorias por los supuestos delitos de privación ilegal de la libertad, tráfico de menores y delincuencia organizada.

Carlos Novara, representante de la Oficina de Defensoría de los Derechos de la Infancia, expuso que del albergue La Casita de Cancún están desaparecidos 13 niños, cinco de ellos sin identificar.

Además del albergue CAIFAC son cuatro los menores no ubicados, y de Casitas del Sur hay siete menores extraviados entre ellos la niña Ilse Michel.

"Por esto hacemos una petición y un reclamo a la Procuraduría General de la República (PGR), a efecto de que la SIEDO ejerza y cumpla con sus obligaciones de perseguir delitos que se han tornado del orden federal, porque hay más de una veintena de niños que no sabemos dónde están o que les pasó", sentenció.

Explicó que se ha enviado al presidente Felipe Calderón y al titular de la PGR, Eduardo Medina Mora Icaza, un oficio firmado por más de una decena de organizaciones de la sociedad civil, donde se solicita que se atraigan las indagatorias relacionadas con la desaparición de los menores.

"Estamos pidiendo no la coadyuvancia sino la atracción de los casos por tratarse de delitos que pudieran ser de carácter federal, ya que estamos ante un posible grupo de delincuencia organizada escondido detrás de una secta como es el caso de la Iglesia Cristiana Restaurada", dijo.

Precisó que es "clara la incompetencia" de las autoridades locales de las entidades involucradas para profundizar en las investigaciones y detener a los presuntos responsables.

Por su parte Gerardo Sauri advirtió que ha sido sistemático el incumplimiento del "Estado mexicano" sobre las recomendaciones del Comité de los Derechos del Niño de la ONU respecto a la correcta supervisión de menores que han sido víctimas de algún delito o están involucrados en un procedimiento judicial.

Destacó la necesidad de crear un fondo público con recursos etiquetados para garantizar la atención de los niños en todos los albergues del país, tanto públicos como privados, y se verifique periódicamente las condiciones en que se encuentran.

En la conferencia de prensa estuvo presente también Alicia Leal, de la organización Alternativas Pacíficas, quien describió los casos de desapariciones de menores en Nuevo León, así como Verónica Acacio, de Protégeme AC, quien abordó los casos ocurridos en Quintana Roo.