Notimex
Veracruz.- Cerca de 100 personas, entre ellas jóvenes, taxistas y diputados federales -tres del PRI y uno de Convergencia-, derribaron la estatua del ex presidente Vicente Fox Quesada, cuya inauguración está programada para este domingo.
A las 10:45 horas, aproximadamente, los jóvenes, apoyados por taxistas de Veracruz y Boca del Río, jalaron con una soga la estatua, colocada sobre el bulevar costero por autoridades municipales, y la tumbaron, dañándole el brazo derecho.

Ante los hechos, el alcalde de Boca del Río, el panista Francisco Gutiérrez de Velasco, declaró en rueda de prensa que interpondrá una denuncia penal por el derribo de la estatua de ex jefe del Ejecutivo.

El diputado federal priísta, Adolfo Mota Hernández, junto a sus compañeros, Gerardo Lagunes Gallina, Pedro Montalvo Gómez y Robinson Uscanga Cruz, este último de Convergencia, dijo que los veracruzanos no tienen la intención de homenajear a Fox Quesada.

En tanto, Gutiérrez de Velasco precisó que la denuncia que presentará será en contra de los diputados Adolfo Mota Hernández y Gerardo Lagunes Gallina, del PRI; el subsecretario de Ingresos del gobierno estatal, Salvador Manzur Díaz, y el diputado electo Raúl Zarrabal, por haber incitado a realizar esta acción.

Resaltó tener documentado que varios priístas llamaron en días pasados a jóvenes para destruir la estatua de Fox Quesada. Asimismo, reiteró que la figura fue un regalo del escultor López Artasánchez.

El gobierno del estado había solicitado, a través del secretario de Gobierno, Reynaldo Escobar Pérez, suspender la develación del monumento, pero las autoridades del ayuntamiento de Boca del Río respondieron que era irreversible, y mencionaron que el ex presidente "ha sido una persona cercana a Boca del Río y Veracruz".